La Policía Municipal retira cuarenta juguetes acuáticos por riesgo de asfixia en el distrito de Latina





Se trata de figuras de dinosaurios que se expanden en el agua y se deshacen con facilidad, lo que supone un peligro para los niños

Con la llegada del verano, la Policía Municipal de Madrid intensifica su labor de inspección de locales en los que se venden artículos de juego acuáticos. En esta labor, en el distrito de Latina se han detectado y retirado de la venta, por su peligrosidad, más de cuarenta  juguetes clasificados como productos inseguros en la Red de Alerta por la Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición (AECOSAN).

Los juguetes son unas figuras de dinosaurio de entre dos y cinco centímetros, presentadas en el interior de un huevo. Al introducirse en agua durante unas horas, las figuras se expanden adquiriendo un tamaño muy superior a los límites permitidos. Además del aumento de volumen, al sumergirlos en agua  las figuras se deshacen fácilmente, lo que supone un grave peligro de asfixia o intoxicación para los niños.

En estas fechas aumentan las compras de artículos acuáticos infantiles, con ofertas tanto en establecimientos comerciales como en la vía pública. Flotadores, colchonetas y juguetes de agua han de ser inspeccionados para comprobar si cumplen la normativa, si contienen pinturas con componentes potencialmente tóxicos, si están ensamblados de forma defectuosa, con bordes cortantes, si están fabricados con materiales poco resistentes al  peso y al agua, pudiendo provocar peligros de asfixia, ahogamiento, intoxicación, estrangulamiento y lesiones o heridas.

Es importante recordar a los padres la importancia de comprobar el etiquetado y las instrucciones del producto, que han de estar en castellano, y con la marca CE, que son las siglas de Conformidad Europea, que garantizan la comercialización legal del juguete en la Unión Europea. Esta marca debe estar colocada en el envase o en el juguete, de forma bien visible, legible e imborrable.

Este símbolo no debe confundirse con las siglas China Export, que aparecen en muchos productos de este tipo. Esta abreviatura induce a error dado que coincide en su contenido y formato (CE) con el marcado Conformidad Europea. La diferencia entre unas siglas y otras es la distancia que separa estos caracteres, presentándose los de China Export más próximos que los de Conformidad Europea.

También han de cumplir la norma de advertir que son peligrosos para los pequeños, con la leyenda ‘No es conveniente para niños menores de tres años’. En cualquier caso si se observa la venta de este tipo de productos se puede contactar con el 112/092 o informar a alguna de las Oficinas de Atención al Ciudadano (OAC) de la Policía Municipal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *