Las empresas y el derecho a la desconexión

Gradualmente va tomando importancia para los trabajadores la necesidad de descanso mental y la conciliación personal y laboral, por ello, es cada vez más común que recuran a páginas web con opiniones de trabajadores para conocer de primera mano qué ocurre y cómo se sienten los trabajadores antes de enviar su candidatura o de firmar el contrato, visitando reseñas sobre empresas españolas en las que podrían desempeñar su actividad laboral.

El artículo 88 de la Ley Orgánica 3/2018 (LOPDGDD) sobre la Protección de Datos Personales y la Garantía de los Derechos Digitales, reconoce el derecho de toda la ciudadanía al olvido, aunque sea temporal, como es el caso del trabajo: se llama desconexión digital y es un derecho de los trabajadores, incluidos aquellos que teletrabajan, a no conectarse a ningún tipo de dispositivo digital relacionado con su actividad profesional, como puedan ser los ordenadores o los dispositivos móviles corporativos, durante sus periodos de descanso y de vacaciones, y tienen el derecho a no coger las llamadas que les lleguen del trabajo o a responder a mensajes de aplicaciones como WhatsApp, de correo electrónico o a través de videollamadas o cualquier otra comunicación digital del ámbito laboral y fuera del horario habitual de trabajo.

Por su lado, en el artículo 18 de la Ley 10/2021 de teletrabajo y trabajo a distancia, se refleja que el deber de las empresas es el de garantizar la desconexión mediante la limitación del uso de aparatos tecnológicos de la empresa y del trabajo durante los descansos, así como respetar la duración máxima de la jornada.

Sin embargo, varios estudios como el recientemente publicado por InfoJobs ponen de manifiesto que este año 2022 tres de cada cuatro trabajadores responden llamadas o mensajes de correo electrónico fuera de su horario laboral, en 2021 el 82%, y que esta cifra alcanzaba el 63% en 2020. Durante el período vacacional, el 25% reconoce que se conecta siempre que sea necesario, lo que supone que casi dos de cada tres no desconecta en vacaciones, y uno de cada tres empleados se conecta siempre que sea necesario fuera del horario laboral, mientras que cuatro de cada diez lo hacen esporadicamente.

El perfil de los trabajadores que menos desconectan es el de hombre de entre 45 y 65 años, siendo mayoritariamente trabajador por cuenta propia (autónomo) y con un cierto cargo de responsabilidad, mientras que el perfil del trabajador que más consigue desconectar es el de mujer joven (de hasta 34 años) que trabaja de forma asalariada, ya sea de forma indefinida, temporal o en prácticas, empleada o especialista. En términos generales, los hombres tienden a desconectar menos que las mujeres. Y son jóvenes son los que más desconectan: cuatro de cada diez trabajadores de entre 25 y 34 años consiguen no llegar a conectarse fuera del horario laboral.

El 28% de los empleados y especialistas reconocen que se conectan fuera del horario de trabajo siempre que sea necesario, y el 24% en incluso lo hacen en vacaciones, mientras que cuatro de cada diez de los cargos intermedios afirma conectarse fuera del horario laboral y el 33% no desconecta en vacaciones, y de los directivos/gerentes indican que se conectan fuera del horario laboral casi dos de cada tres y en vacaciones algo más de la mitad.

Entre los motivos principales de los españoles para no desconectar, casi la mitad de los preguntados dice sentir la obligación de responder llamadas telefónicas, mensajes o correos electrónicos, el 38% indica que es debido a la exigencia del puesto de trabajo y una cuarta parte los asuntos pendientes de resolver. Este año, respecto a 2021, la percepción de asuntos pendientes y el esfuerzo que conlleva desconectar han aumentado hasta 4 puntos porcentuales.

EL 40% de los participantes del estudio creen una solución a este «problema» sería regular el derecho a la desconexión fuera del horario de trabajo a través del convenio laboral, mientras el 30% piensa que la solución sería un sistema de guardias pagadas durante el período vacacional y fines de semana, con el objetivo de que el resto de empleados puedan descansar, y el 28% se decanta por establecer un control de horarios más estricto, que reconozca las conexiones fuera del horario laboral como horas extra.

Por comunidades autónomas, ya sea fuera del horario de trabajo o durante sus vacaciones, los andaluces y valencianos son los que menos desconectan: cuatro de cada diez andaluces no desconecta fuera de la jornada de trabajo y el 34% de los valencianos se conectan siempre que sea necesario durante el período vacacional. Casi la mitad de los madrileños y de los valencianos se sienten obligados a coger las llamadas o a responder correos fuera del horario laboral y también casi la mitad de los andaluces se sienten igualmente obligados a contestar llamadas o a responder correos fuera del horario de trabajo.

Gacetín Madrid

Somos un medio de comunicación digital de actualidad de acceso gratuito e independiente de la ciudad de Madrid. Informamos de las últimas noticias que suceden en los 21 distritos y los diferentes barrios o zonas de Madrid, así como todas las noticias de interés para los madrileños.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Acepto la política de privacidad *