Tres activistas de Femen declaran este lunes ante el juez por su protesta en un acto de Falange en Madrid

Tres activistas miembros de la organización Femen declaran este lunes en el Juzgado número 41 de Madrid tras admitirse a trámite la querella impuesta por el partido Falange Española y de las JONS acusándolas de delitos de coacciones, desórdenes públicos y contra los derechos fundamentales.

Los hechos ocurrieron el pasado 18 de noviembre del 2018 en la plaza de Oriente de Madrid, durante un acto político de Falange Española y de las JONS por el 20-N, en el que la formación de extrema derecha exigía derogar la Ley de Memoria Histórica y reclamaba «la unidad de España» coreando los nombres de Francisco Franco y de José Antonio Primo de Rivera y el lema «El Valle no se toca».

Ante ello, las tres activistas de Femen vestidas con un pantalón negro y el torso desnudo corrieron hacia los asistentes y gritaron consignas como «fascismo legal, vergüenza nacional», mismo lema que llevaban escrito sobre su piel. Además, en sus espaldas llevaban el escudo franquista tachado con una cruz roja y el mensaje «Stop 20-N».

Los asistentes al acto las reprimieron de forma violenta y con insultos, por lo que tuvieron que ser separadas por agentes de la Policía Nacional, que se las llevaron del lugar rápidamente para evitar que pudieran sufrir heridas.

Las tres activistas denuncian que fueron agredidas e insultadas por diversas personas y esperan que tras declarar las acusaciones sean archivadas, dado que según defienden esta acción no es constitutiva de delito. Además, recuerdan que el propio Juzgado podría abrir diligencias contra los autores de las agresiones a las tres activistas.

Foto: Femen Spain.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *