Madrid pone en marcha ‘Server’ para la inspección, evaluación y actuación en el arbolado de riesgo

  • Se inspeccionarán más de 545.000 árboles para conocer el riesgo existente.
  • Se creará una amplia base de datos que permitirá conocer patrones de fallo y anticiparse a situaciones de riesgo.
  • Server acudirá con los servicios de emergencia para evaluar técnicamente las causas de las incidencias urgentes.
  • El servicio comenzó con un periodo de formación para su personal.

El Servicio de Evaluación y Revisión Verde (Server) ya está en marcha. Con un presupuesto de 30.673.514 euros, durante cuatro años y posible prórroga de 2 más, Server se encargará de inspeccionar, detectar y resolver las situaciones de riesgo que presenten los árboles de mantenimiento municipal.

Además, acudirá ante situaciones de emergencia para evaluar las incidencias y las posibles causas, siempre en coordinación con los servicios de emergencia municipales. Se trata de un servicio pionero que tiene la reducción del riesgo del arbolado como su principal objetivo.

A lo largo del año, las empresas encargadas de la conservación de las zonas verdes de Madrid realizan tareas de mantenimiento y de inspección. En estas revisiones se detectan posibles riesgos que pueden ocasionar graves daños a las personas o bienes. Aun así, debido a la gran infraestructura verde que posee la capital, cerca de 2 millones de árboles de titularidad municipal, el Ayuntamiento de Madrid ha creado Server, un servicio dotado específicamente para adoptar medidas ante estas situaciones de riesgo y con 136 personas en plantilla.

Las inspecciones, claves para prevenir

Para conocer el riesgo del arbolado, Server ha elaborado un programa de inspecciones sistemáticas, ordenadas, periódicas y programadas para los 21 distritos. Cuando se detecten situaciones de mayor nivel de peligrosidad, se les dará prioridad.

Los ejemplares a inspeccionar son los de edad madura, vieja y los que presentan un alto grado de degradación. En total, se han seleccionado más de 545.000 árboles. No obstante, durante la vigencia del contrato se incorporarán aquellos árboles que, dado su crecimiento natural, pasen a ser considerados como maduros (según las actualizaciones del inventario municipal).

Un total de 21 inspectores se encargarán de realizar estas revisiones programadas. Al menos cada árbol será revisado una vez, aunque los técnicos incrementarán la frecuencia de las visitas cuando lo consideren necesario. Las inspecciones serán exhaustivas y en ellas se recogerán y analizarán los datos con el objeto de poder evaluar los problemas, prever futuros daños y planificar actuaciones.

La aplicación informática creada para este servicio permitirá sistematizar la recogida de datos y realizar estadísticas que ayuden a conocer el comportamiento del árbol, tendencias, identificar patrones y, gracias a ello, prevenir y anticiparse a situaciones de riesgo.

Coordinación con los servicios de emergencia para analizar las incidencias

Server no solo realiza inspecciones programadas, también acude ante las incidencias urgentes que afecten al patrimonio arbóreo. Esto incluye todos los avisos urgentes que recibe Emergencias de árboles peligrosos bien por caídas de ramas o de árboles. Para ello se coordinará con CISEM (Centro Integrado de Seguridad y Emergencias).

El servicio de incidencias de Server se personará para analizar y diagnosticar lo ocurrido. Rellenará una ficha con los datos generales del árbol, localización, daños causados, posibles causas, entorno, etc. Además, revisará los árboles colindantes por si presentan características semejantes. En el caso de que sea necesario actuar con medios técnicos, los operarios intervendrán.

Por tanto, la recogida de datos, uno de los pilares fundamentales de Server, se realizará tanto en las inspecciones programadas como en las de incidencias. Con toda esta información se realizará un seguimiento estadístico que permitirá conocer mejor la casuística real de los accidentes de arbolado y anticiparse a futuras situaciones de riesgo.

Empleo de vehículos y maquinaria sostenible

Parte de la flota que utilizará Server estará compuesta por vehículos que cumplen con la normativa EURO6, lo que implica reducciones significativas en cuanto a emisiones tanto sonoras como de CO2.

Algunos de los vehículos que se van a utilizar serán eléctricos, propulsados mediante GLP (gas licuado del petróleo) o por gas natural comprimido.

Para las actuaciones de Sever también se empleará maquinaria eléctrica con bajas emisiones sonoras y respetuosas con el medio ambiente. Dado que los trabajos se realizan en espacios arbolados donde transita la ciudadanía se ha buscado maquinaria eficiente y no agresiva con el entorno.

Plan de formación

El contrato ha comenzado el 1 de agosto con un periodo inicial de formación para todo el personal tanto técnico como operario al servicio de Server. Los cursos abarcan el manejo de la nueva aplicación informática, el uso de instrumentos específicos de medida del estado interno del árbol, como es el resistógrafo, cursos de arboricultura, manejo de vehículos y maquinaria como la plataforma elevadora, así como formación en prevención de riesgos laborales adaptada a cada puesto de trabajo.

Además de este periodo de formación inicial destinado a poner en marcha Server,  existe un plan de formación continua que se irá ejecutando durante todos los años que se preste el servicio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *