El madrileño Enrique González de Castejón, jugador del Club de Campo, MVP del Mundial Sub-21 de hockey





El jugador del Club de Campo y de la selección española de hockey Enrique González de Castejón ha sido elegido mejor jugador del Campeonato del Mundo Sub-21 que terminó el pasado domingo en Lucknow (India). Lo insólito del caso es que González de Castejón es MVP tras haber quedado España sexta en la competición.

“Va a ser un referente a nivel mundial”, vaticina Roberto Gómez, su entrenador en el Club de Campo. “Estamos ante un deportista de excepcional talento con juventud, ganas de mejora y margen de progresión”.

González de Castejón, nacido en Madrid el 29 de abril de 1995, reconoce que no se esperaba el premio. Sobre todo a raíz de que España cayó en cuartos de final contra la India, a la postre campeona. “Es un honor recibir un premio como éste”, reconoce. “Hemos jugado un buen torneo y ha sido una gran experiencia. Doy gracias a todos los que lo han hecho posible, sobre todo a mis compañeros de selección”.

Roberto Gómez avisa de que sin duda alguna estamos ante “una de las joyas del hockey español”. El técnico gijonés destaca de este jugador, formado en la cantera del Club de Campo, su creatividad ofensiva y su desequilibrio en el uno contra uno: “Es muy habilidoso con infinidad de recursos ofensivos. Su juego ofensivo es diferente y excepcional, marca diferencias. De la misma manera, su nivel defensivo mejora día a día”.




Gómez destaca también la versatilidad de Quique: “Su mejora en el sentido táctico le ha permitido poder jugar en diferentes posiciones como centrocampista o delantero, dándole una polivalencia a su juego que le ha permitido dar un salto de calidad”.

Todo hace indicar que González de Castejón, estudiante de Administración y Dirección de Empresas en la Universidad Carlos III de Madrid, se convertirá en pilar fundamental de la selección española durante el ciclo olímpico que concluirá en los Juegos de Tokio 2020. Habitual en las categorías inferiores de los “Redsticks”, la cita japonesa no sería su primera experiencia olímpica, puesto que se colgó la medalla de bronce en los Juegos Olímpicos de la Juventud de Nanjing 2014.

“Tiene todo para ser una estrella”, sentencia Roberto Gómez. “Cualidades físicas sobresalientes, gran resistencia, cambio de ritmo y velocidad. Con espacios libres es prácticamente imparable para cualquier rival”.

Deja un comentario