Más Madrid propone la reforma integral de Bravo Murillo para convertirla en «una calle más amable y saludable»

El grupo municipal de Más Madrid ha presentado hoy en la plaza del Canal de Isabel II su propuesta de reforma integral de la calle Bravo Murillo para convertirla en «un espacio más moderno y amable para peatones y ciclistas «.

Test de claidad del sueño

“Bravo Murillo es una calle muy importante en nuestra ciudad. Por ella transitan diariamente miles de personas, y es un núcleo vertebrador importante dentro de la ciudad, sin embargo está absolutamente abandonada. Es necesario llevar a cabo una reforma integral para hacer de ella una calle más moderna, sostenible, que siga la estela del nuevo modelo de movilidad que se está abriendo paso en las grandes ciudades de nuestro entorno” ha reclamado la portavoz de Más Madrid en el Ayuntamiento, Rita Maestre.

Para Maestre, esta reforma pasa por “ensanchar aceras, crear carriles bici segregados y mejorar los espacios públicos colindantes, como la plaza de La Remonta, del Canal de Isabel II, del Poeta Leopoldo Luis y la glorieta de Cuatro Caminos. En definitiva, necesita un cambio radical, no un simple lavado de cara”.

“Nuestra ciudad se está quedando atrás de las grandes transformaciones que se están produciendo en las ciudades de nuestro entorno. Parece que Almeida está a otras cosas y no está centrado en las necesidades de nuestra ciudad. Por eso nosotros asumimos este reto y planteamos esta gran reforma de calado”, ha añadido Maestre.

Elementos de la propuesta

La propuesta presentada hoy ante los medios, y que en breve se llevará al Pleno de Cibeles, presenta los siguientes elementos fundamentales:

La reforma planteada por Más Madrid propone una apuesta firme por una nueva movilidad. En este sentido, aboga por un nuevo reparto del espacio público que aumente la anchura de ambas aceras, reduciendo la fragmentación de los barrios y mejorando la seguridad y comodidad de los cruces, entre otras ventajas. Este espacio ganado para el peatón permitirá la aparición de usos que no son solo el tránsito peatonal, sino también la estancia. Es decir, será posible la plantación de más árboles y la colocación de más bancos.

Para llevar a cabo esta ampliación habría que eliminar el doble sentido de circulación de los coches privados, de tal forma que se mantenga solo el sentido de la circulación sur-norte para coches. Esto supone recuperar la jerarquía original del viario del distrito, al derivar el tráfico norte-sur al paseo de la Castellana y recuperar así la función comercial de Bravo Murillo, reduciendo el tráfico de paso sin dejar de garantizar la accesibilidad de los barrios colindantes.

La medida implica una drástica reducción de la contaminación acústica y atmosférica en la zona, aumentando de forma considerable la calidad estancial y el uso peatonal. De manera complementaria se estudiará reordenar las calles Ávila, Juan de Olías, San Germán y Lope de Haro, extendiendo los criterios de mejora peatonal.

El transporte público sí mantendría el doble sentido de la circulación, mejorando su regularidad y su puntualidad al reducir su interacción con el tráfico de paso. Asimismo, tendría un papel fundamental la movilidad ciclista, dotando al eje de un carril bici segregado y bidireccional y de otras infraestructuras ciclistas como bici hangares en el entorno de colegios, centros de salud, centros culturales, bibliotecas, etc.

Este nuevo diseño de calle también incluye la reordenación de la carga y descarga del transporte de mercancías para garantizar el suministro a los locales comerciales, a la vez que se minimizan los problemas actuales.

La concejala de Más Madrid Mar Barberán ha destacado «lo relevante que sería esta reforma, no solo para las personas que viven en este barrio, sino también para los comerciantes de Bravo Murillo: esta calle es un eje comercial muy importante para Tetuán y la reforma lo revitalizará en el contexto tan difícil que vive el pequeño comercio del distrito. Igualmente, será una oportunidad para mejorar el acceso a los mercados municipales».

Barberán también ha destacado que el diseño definitivo de la vía debería ser resuelto tras realizar un proceso participativo y de deliberación colectiva con las vecinas y vecinos. “Para llevar a cabo esta propuesta es fundamental contar con las asociaciones, entidades y colectivos que participan de la vida de Tetuán día a día”.

Para Más Madrid, esta reforma constituiría «una gran oportunidad para mejorar los accesos y los entornos de los centros educativos que están en Bravo Murillo para facilitar la entrada y salida de las familias. Esta es una de las principales reivindicaciones de todos los centros escolares de la ciudad «.

“Tetuán lleva años necesitando más inversiones de las que se han programado. El Ayuntamiento debería cerrar muchas heridas urbanas en nuestro distrito que llevan abiertas décadas. Es el momento de invertir en nuestros barrios para garantizar oportunidades y calidad de vida para todas las madrileñas por igual. El Ayuntamiento debe equilibrar la balanza entre los barrios de Madrid”,  ha afirmado Barberán.

Hospital

Gacetín Madrid

Somos un medio de comunicación digital de actualidad de acceso gratuito e independiente de la ciudad de Madrid. Informamos de las últimas noticias que suceden en los 21 distritos y los diferentes barrios o zonas de Madrid, así como todas las noticias de interés para los madrileños.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acepto la política de privacidad *