Metro cierra desde este lunes toda la L4 durante 2 meses. Estas son las alternativas (horarios y recorridos)

  • La línea 4 de Metro de Madrid transporta anualmente a un total de 43,3 millones de usuarios, según datos del suburbano.
  • La EMT conectará avenida de América con Pinar de Chamartín mediante un servicio especial y un operativo específico regulará y controlará el tráfico.
  • El servicio especial de autobuses será gratuito para viajeros del suburbano y la EMT reforzará las líneas 9, 21, 29 y 70 que cubren parte del recorrido afectado por los trabajos.
  • Los agentes de movilidad vigilarán el recorrido afectado por el servicio especial de autobús, especialmente en el entorno de la calle López de Hoyos.

Metro de Madrid va a invertir 47 millones de euros en la renovación de la catenaria de la línea 4 del suburbano madrileño, que hace el recorrido entre las estaciones de Argüelles y Pinar de Chamartín.

Estos trabajos de renovación tendrán un plazo de ejecución cercano a los 8 meses y harán necesario suspender el servicio en la línea durante 8 semanas, 2 meses, a partir del 13 de enero.

Los trabajos que se van a llevar a cabo son para completar la instalación de catenaria rígida en toda la línea 4. Este sistema de transmisión de la electricidad a los trenes se caracteriza por su mayor fiabilidad y disponibilidad y por una menor necesidad de mantenimiento.

Además, el nuevo sistema está preparado para funcionar tanto a 1.500 voltios de corriente continua de potencia como a los 600 actuales. Esto supone que, en un futuro, se podrá aumentar la capacidad de trenes en la línea y reducir pérdidas de energía.

Plan de movilidad del Ayuntamiento de Madrid

El Ayuntamiento de Madrid, a través del Área de Medio Ambiente y Movilidad, ha diseñado un plan de movilidad especial con motivo del cierre de la Línea 4 de Metro.

Este operativo va a desplegar un dispositivo especial de agentes de movilidad y Policía Municipal que realizará tareas específicas de regulación y control del tráfico en determinados enclaves de la ciudad, así como la puesta en marcha de un servicio especial de la Empresa Municipal de Transportes (EMT) y el refuerzo de varias de sus líneas.

Mientras duren las obras que se van a ejecutar en el suburbano, entre el 13 de enero y el 15 de marzo, previsiblemente, estará en funcionamiento el Servicio Especial de la EMT ‘Avenida de América-Pinar de Chamartín’, que discurrirá por un trayecto similar y paralelo al trazado de la línea 4 de metro en este tramo.

En sentido periferia, circulará desde la calle Francisco Silvela, 112, por López de Hoyos, avenida Ramón y Cajal, Ulises, Silvano, avenida Machupichu, Mar Adriático, Barranquilla, Santa Virgilia, Virgen del Carmen, Bacares y calle Dalia.

En sentido avenida de América, desde la cabecera en la calle Bacares, circulará por Virgen del Carmen, Santa Virgilia, Barranquilla, Mar Adriático, avenida Machupichu, Silvano, Ulises, avenida Ramón y Cajal y López de Hoyos.

Esta ruta hará parada en las inmediaciones de las siguientes estaciones de la línea 4 cerradas con motivo de las obras de mejora: avenida de América, Prosperidad, Alfonso XIII, Avenida de la Paz, Arturo Soria, Esperanza, Canillas, Mar de Cristal, San Lorenzo, Parque Santa María, Hortaleza, Manoteras y Pinar de Chamartín.

La línea especial prestará servicio en día laborable y horas punta con un total de 35 autobuses para ofrecer un intervalo de paso de entre tres y cuatro minutos. En sábados y festivos, la dotación será de 17 vehículos para ofrecer un intervalo de paso de entre seis y ocho minutos.

Las primeras salidas se realizaran a las 6:00 h desde ambas cabeceras, avenida de América y Pinar de Chamartín. A esa misma hora, también se incorporarán autobuses en ambos sentidos en las estaciones de avenida de La Paz y Mar de Cristal. Los últimos servicios se realizarán a la 1:33 h desde Pinar de Chamartín y a la 1:50 h desde avenida de América.

Refuerzo de líneas

Para el tramo que no cubre este servicio especial, el comprendido entre las estaciones de avenida de América y Argüelles, la EMT aconseja el uso de la línea 21 (Rosales-El Salvador), especialmente en el tramo Goya-Argüelles.

Este itinerario, así como las líneas 9 (Sevilla-Hortaleza), 29 (Felipe II-Manoteras) y 70 (Plaza Castilla-Alsacia) se van a reforzar mientras duren las obras del suburbano.

Vigilancia del tráfico

La Policía Municipal dispondrá del personal necesario para dar cobertura a las posibles incidencias que con ocasión de las obras pudieran afectar a la movilidad en los distritos de Chamartín, Hortaleza y Salamanca.

Además el Cuerpo de Agentes de Movilidad llevará a cabo la vigilancia dinámica del recorrido afectado por el servicio especial de autobús, especialmente en el entorno de la calle López de Hoyos y actuará cuando así se requiera en puntos concretos.

Trabajos ya en marcha

Este proyecto se suma a los trabajos que Metro ya está llevando a cabo para renovar la señalización ferroviaria de la línea 4 y que tiene como objetivo reducir los tiempos de recorrido de los trenes, homogeneizando los diferentes sistemas existentes en la línea. De esta manera, se podrá mejorar la capacidad de transporte, la seguridad y la eficiencia en el mantenimiento.

Para que toda la renovación de la señalización sea efectiva, Metro también va a actualizar el nuevo mapa de software en 147 trenes de las series 3000 y 2000, sin que afecte a las necesidades del servicio. En todo ello se invertirá más de 14,6 millones de euros.

Los trabajos para la introducción del nuevo sistema se iniciaron en octubre del año pasado y tienen un plazo de ejecución de 21 meses. Actualmente, se está trabajando en horario nocturno, con un avance de la obra del 75%.

Renovación de estaciones 

Todas estas actuaciones forman parte del Plan de Modernización de la línea 4 con el que se busca mejorar la seguridad y la fiabilidad en la explotación. Entre otras medidas, el plan contempla la modernización de cuatro estaciones: Esperanza, Prosperidad, Arturo Soria y Alfonso XIII.

Así, se van a sustituir todos los revestimientos y modernizar las instalaciones y tecnología de los andenes y accesos, lo que facilitará las labores de mantenimiento y mejorará la funcionalidad de las instalaciones.

Además, se mejorará y ampliará la red de drenaje y saneamiento de la estación con nuevos sistemas de impermeabilización, se instalarán nuevas canalizaciones eléctricas y se dotará a estos espacios de nuevo mobiliario. El plan también contempla la eliminación de las instalaciones que tienen elementos con amianto, tanto en túneles como en estaciones.

La actual línea 4 se inauguró en 1932 como un ramal de la línea 2, entre las estaciones de Goya y Diego de León. En marzo de 1944, ya aparece como línea al abrirse el tramo entre las estaciones de Argüelles y Goya, aunque el ramal se siguió explotando de forma independiente. Este se incorporó definitivamente a la línea en 1958, lo que permitió prolongarla entre las estaciones de Diego de León-Alfonso XIII.

En mayo de 1979 se abrió una nueva prolongación hasta la estación de Esperanza. En 1998 la línea alcanzó Parque de Santa María y en abril de 2007 se inauguró la última ampliación, que permitió llegar hasta la estación de Pinar de Chamartín.

Este crecimiento desigual es el que ha provocado que convivan diferentes sistemas de electrificación así como sistemas de señalización ferroviaria de distintas generaciones, haciendo necesario poner en marcha este proyecto de renovación y uniformización de equipos y sistemas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acepto la política de privacidad *