Los puntos violetas estrán presentes en las fiestas de San Cayetano, San Lorenzo y La Paloma

  • Esta iniciativa se enmarca en la campaña ‘Por unas fiestas libres de violencias machistas’, del Área de Políticas de Género y Diversidad.
  • En San Cayetano, el 3 y 4 de agosto, habrá un punto violeta en la plaza de Cascorro, desde las 20 horas hasta la 1 de la madrugad.
  • En San Lorenzo, los días 8, 9,10 y 11, se instalarán en la plaza de Nelson Mandela, desde las 20 horas hasta las 2.00 de la madrugada.
  • Del 11 al 15 de agosto, en las fiesta de la Paloma, estarán presentes en el Jardín de las Vistillas, en diferentes horarios.

Los puntos violetas se instalarán en las fiestas de San Cayetano, San Lorenzo y la Virgen de la Paloma como parte de la campaña ‘Por unas fiestas libres de violencias machistas’, puesta en marcha por el Área de Políticas de Género y Diversidad en julio de 2017.

Estos puntos, fáciles de identificar por su color violeta, su cartelería con el lema ‘No es no. Cuando sea. Como sea. Donde sea’, tienen como objetivos informar a la ciudadanía y sensibilizar al público que acude a las fiestas.

Los más castizos y populares de los festejos madrileños acontecen en agosto y en el centro de la ciudad, son los de San Cayetano, San Lorenzo y la Paloma. En San Cayetano se instalará un punto violeta durante dos días: el 3 y 4 de agosto. Se situarán en la plaza de Cascorro, desde las 20 horas hasta la 1.00 de la madrugada.

En San Lorenzo, atenderán los días 8, 9,10 y 11 y estarán gestionados por distintos colectivos feministas. Se ubicarán en la plaza de Nelson Mandela, desde las 20 horas hasta las 2.00 de la madrugada. La fiesta de la Paloma, que empieza el sábado 11, contará también con estos puestos los días 11, 12, 14 y 15 de agosto. Su localización es en el Jardín de las Vistillas. El 11 y el 14 de agosto, el horario es desde las 20 horas hasta la 1.00 de la madrugada; el 12 y el 15 de agosto, de 19 horas a 23.00 horas.

Atender, concienciar y sensibilizar
Desde los puntos violetas se realiza una labor de concienciación y sensibilización para transmitir al conjunto de la sociedad que todas y todos podemos hacer algo para acabar con las violencias machistas en Madrid.

Las voluntarias, que previamente han recibido formación especializada en atención y prevención de la violencia sexual, informan y asesoran sobre qué hay que saber y qué hay que hacer ante una agresión machista.

Pero hay algo más, los puntos violetas se están convirtiendo en una presencia indiscutible en casi todas las fiestas que se celebran en Madrid. Por ejemplo, fueron un rotundo éxito en el Festival Mad Cool, celebrado recientemente y en donde se distribuyeron 10.000 tarjetas informativas.

También estuvieron presentes en las fiestas de San Isidro de 2017 y 2018; en el DCODE de 2017 y en los festejos populares de los 21 distritos tanto en 2017 como en 2018. “Se trata de una iniciativa que está calando, que es útil para que las mujeres sepan que no están solas y para que los vecinos y vecinas de Madrid digan ‘no a las agresiones sexuales'”, exponen desde el Consistorio.

El Ayuntamiento de Madrid también dispone de un teléfono de atención a las víctimas de agresiones sexuales. Es el 628 18 60 76 y está operativo de viernes a domingo, desde las 22 horas a las 7 horas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *