Mercamadrid inicia una campaña de educación ambiental en el Mercado Central de Frutas y Hortalizas que busca fomentar la colaboración activa de empresas y personas usuarias de la unidad alimentaria para lograr una correcta gestión de los residuos.

Por ello, 17 educadores ambientales acudirán cada día durante un mes a visitar puestos, muelles e instalaciones y explicar personalmente los beneficios o razones para colaborar en la separación y gestión de los residuos generados, desde el punto de vista ambiental, de seguridad laboral, sanitario y de valorización (economía circular). Asimismo recogerán todas las sugerencias y observaciones recibidas.

En esta edición se pone el foco en el fomento de una nueva cultura, de manera que los resultados perduren en el tiempo, y la separación de residuos generados y su reciclaje se conviertan en una dinámica habitual de empresas y personas usuarias.

Separar y reciclar

Además este plan busca conseguir una Unidad Alimentaria más sostenible, al reducir el impacto ambiental, a partir de una mejor separación de los distintos tipos de residuos, principalmente orgánico, envases de cartón, envases de plásticos y madera.

Este programa contará con materiales de apoyo como cartelería, pegatinas de colaboradoras/os activas/os, un pasaporte en el que registrar el número de aportaciones de residuos realizados, o intervenciones de impacto.

La campaña se enmarca en el compromiso de Mercamadrid por “impulsar una gestión responsable y respetuosa con el medio ambiente, y como continuación del Pacto por la Sostenibilidad rubricado por las asociaciones empresariales de mayoristas y detallistas”.