La Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Madrid ha acordado este miércoles someter a consulta pública la nueva ordenanza de prestaciones económicas del sistema público de servicios sociales del Consistorio. La consulta durará 15 días y en ella se recabará la opinión de los ciudadanos y de las organizaciones más representativas de potenciales usuarios de estos servicios.

La actual normativa data del año 2004 y fue modificada parcialmente en el 2013. Por ello, el Área de Equidad, Derechos Sociales y Empleo ha optado por elaborar una nueva ordenanza que busca entre otras cosas simplificar la tramitación de las prestaciones. También acortar los plazos de dicha tramitación al normalizar el acceso al portal de la administración electrónica que reúne información de los ciudadanos en distintas administraciones públicas.

Asimismo, esta nueva normativa pretende “responder a las nuevas situaciones de vulnerabilidad social y ser un instrumento de información al ciudadano para que conozca su derecho a los servicios sociales y a las prestaciones que ofrece el Ayuntamiento de Madrid”.

En el ejercicio 2017 se han destinado 12.195.504 millones de euros en 36.783 ayudas a familias. El grueso de este importe se ha dedicado a alimentación. Las ayudas básicas a alimentos alcanzaron los 2.000.000 millones de euros a los que hay que añadir 6,3 millones de euros en comedores escolares.

Además, 1,1 millón de euros se han empleado en ayudas para alojamiento y 224.000 euros para actividades preventivas de menores como campamentos y actividades de ocio y tiempo libre a niños y adolescentes. Este gasto supuso un incremento del 17,39% con respecto al año anterior.