Los embalses de Madrid se encuentran al 50,6% de su capacidad

Las reservas de agua almacenadas en los embalses gestionados por Canal de Isabel II han finalizado el mes de febrero al 50,6 % de su capacidad total, un porcentaje 18,4 puntos inferior a la media de las dos últimas décadas. La falta de lluvias y las altas temperaturas registradas en otoño han propiciado que el consumo de agua acumulado desde el inicio del año hidrológico haya crecido un 3,4% respecto al año pasado.

Las precipitaciones recogidas en las presas de Canal de Isabel II durante el último mes han sido de 57,1 milímetros. Febrero hubiera sido anormalmente seco de no ser por las lluvias recibidas en los dos últimos días del mes, en los que se sumaron 48,8 milímetros de precipitación sobre las presas de la empresa pública madrileña.

Por su parte, el dato de las aportaciones de los ríos arroja un balance negativo si se compara con la media histórica, ya que en los cinco primeros meses del año hidrológico el agua que ha llegado a los embalses ha sido de 104,9 hectómetros cúbicos frente a los 380,7 de la media histórica, lo que constituye el sexto peor inicio de año hidrológico en materia de aportaciones recibidas en los últimos 30 años.

No obstante, las lluvias con las que ha finalizado febrero y comienza este mes de marzo aportan datos positivos al balance. Hasta el pasado día 26, en los embalses estaban entrando alrededor de 12 metros cúbicos de agua por segundo. Este volumen se multiplicó por cinco ayer, 28 de febrero, gracias a las lluvias recibidas. De hecho, solo ayer, los embalses lograron almacenar 3,5 hectómetros cúbicos más que el día anterior.

En general, la situación hidrológica de la Comunidad de Madrid es mejor que la del conjunto de la Cuenca del Tajo, gracias a la gestión eficiente llevada a cabo por Canal de Isabel II y a la sensibilidad de los madrileños. No obstante, y dado que se desconoce cómo se comportará el régimen de lluvias durante este invierno y la próxima primavera, Canal de Isabel II insiste en que se debe hacer un uso todavía más eficiente del agua.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *