Brutal agresión en Puente de Vallecas a una mujer por ser transexual

Un hombre insulta, amenaza y propian puñetazos y patadas a una mujer en el madrileño distrito de Puente de Vallecas, provocándole pérdida de conocimiento e ingreso hospitalario.

V.G. de 33 años salió a fumar el domingo 29 de enero a las 4 de la madrugada del local en el que se encontraba y recibió varios insultos de “marica, ¿qué hace una marica como tú en esta discoteca? ¡No tienes ni derecho a vivir!”. La víctima volvió a entrar al local y cuando salió de nuevo, recibió un fuerte puñetazo haciendo que cayera al suelo. Mientras estaba en el suelo, siguió recibiendo patadas e insultos por parte del agresor, llegando a pisarle la cara con el zapato.

Los amigos de la víctima la recogieron del suelo muy aturdida y se la llevaron a casa. Al día siguiente acudió al hospital Infanta Leonor donde fue atendida por policontusiones por todo el cuerpo y arañazos. Tuvo que ser ingresada y estuvo en observación varias horas.

Su entorno fue quien contactó con Arcópoli el martes y desde la asociación se le animó a que interpusiera una denuncia así como se le ofreció apoyo psicológico, jurídico y acompañamiento para acudir a la policía. Finalmente el 2 de febrero interpuso la denuncia ante la policía. A continuación, se ha enviado la denuncia a la Fiscal de Delitos de Odio y Discriminación, así como al Comisario de Delitos de Odio de la Comunidad de Madrid y la Unidad de Gestión Policial de la Diversidad de la Policía Municipal de Madrid para que tengan constancia de la agresión.

Desde el Observatorio Madrileño contra la LGTBfobia” tenemos a día de hoy registradas 12 agresiones al colectivo LGTB en lo que va de año, unos datos similares a los de 2016, con lo que seguimos exigiendo mayor implicación a las instituciones en las labores de sensibilización ante el colectivo LGTB, así como campañas propias de concienciación del propio colectivo LGTB para motivar la denuncia y no callarse ante las agresiones”.

Yago Blando, portavoz de Arcópoli ha declarado que “esta agresión tránsfoba ha tenido especial dureza y ensañamiento con una víctima. Los delitos de odio son especialmente sensibles porque atacan a la dignidad de la persona y la víctima queda muy dañada. Necesitamos recursos para poder atender más sólidamente a las víctimas de LGTBfobia, que lo necesitan”.

Deja un comentario