La Biblioteca Digital de la ONCE supera los 50.000 volúmenes




Los lectores con ceguera o discapacidad visual grave disponen en la actualidad de 50.651 obras adaptadas para poder descargarse a través de la Biblioteca Digital ONCE (BDO), de las cuales 22.124 están en formato TLO (para reproductor braille) y 28.527 en Daisy (para reproductor de sonido).

En consonancia con la era digital, los hábitos de lectura de las personas ciegas o con discapacidad visual grave se han ido adaptando, de tal modo que hoy en día la mayoría de ellas acceden a los libros a través de la tecnología (PC, reproductores de audio y braille, teléfono móvil, tablets…).

De esta manera, el número de usuarios registrados a la BDO asciende a cerca de 9.000  personas, entre las que se produce un gran volumen de accesos y descargas. En el último año se han ejecutado más de 176.000 descargas.

Además de los métodos tradicionales de reproducción de libros, las personas con ceguera tienen a su disposición la aplicación GOLD (Gestor ONCE de Libros Digitales), desarrollada por el Centro de Investigación, Desarrollo y Aplicación Tiflotécnica (CIDAT) para dispositivos móviles, que permite la descarga y reproducción de libros digitales en formato Daisy (audio digital accesible) de la Biblioteca Digital de la ONCE (BDO).

Al margen de la Biblioteca Digital, donde se genera el mayor volumen de movimientos, la ONCE, a través de su Servicio Bibliográfico, también dispone de una oferta de préstamo directo de títulos en formato braille y en Daisy, previamente grabados en disco.

Fomento de la lectura

La ONCE “siempre ha prestado un especial interés al acceso de las personas ciegas y con discapacidad visual a la cultura y la comunicación a través de la lectura, como vía necesaria en su plena integración”.

Para dar respuesta a esta necesidad, la Organización cuenta con un servicio especializado que se encarga de adaptar en braille, en relieve y en audio digital accesible (Daisy), obras literarias, textos educativos y para el empleo, material gráfico, señalética, etc., priorizando siempre la adaptación con finalidad educativa y laboral, el interés de la obra y la demanda de sus afiliados. El centro responsable de su coordinación es el Servicio Bibliográfico de la ONCE (SBO), que cuenta con dos sedes, una en Madrid y otra en Barcelona, entre las que se recibe más del 60% de solicitudes de adaptación bibliográfica.

Deja un comentario