Madrid subasta más de 2.000 joyas, relojes y bisutería depositados en la Oficina de Objetos Perdidos

El Ayuntamiento de Madrid va a subastar, entre las 10:00 horas del día 30 de agosto y las 12:00 h del 15 de septiembre, más de 2.000 unidades de joyas de oro, plata y acero, relojes de marca y otros objetos de bisutería que han estado depositados en la Oficina de Objetos Perdidos durante un periodo superior a dos años, sin que los hayan retirado sus propietarios o quienes hicieron el depósito y tienen el derecho de reclamarlos en ausencia de aquellos.

La delegada de Hacienda y Personal, Engracia Hidalgo, ha supervisado esta mañana los objetos que la oficina subastará durante 15 días. Piezas que se han agrupado por su tipología en unos 160 lotes, de acuerdo con características comunes que favorecen la obtención del mejor precio de remate. Entre las piezas subastadas se pueden encontrar alianzas, anillos conmemorativos, pulseras, colgantes, cadenas y relojes de diferentes marcas.

El precio de salida de los lotes será desde 1 euro y el importe final que se obtenga de su venta se ingresará en la tesorería municipal para financiar los gastos del presupuesto municipal. Para la tasación, organización de la subasta y enajenación de las piezas, el Ayuntamiento ha solicitado ofertas a varias empresas especializadas, resultando adjudicataria del contrato la empresa Surus Inversa que, además, por contrato debe adquirir los lotes que no se vendan en la subasta, así como los no retirados por los adquirentes, por el precio de salida.

La subasta se realizará online a través de la página www.escrapalia.com. En ella, los interesados pueden obtener información con las imágenes, descripción y estado de conservación de las piezas de los lotes. En los términos establecidos en esa página, se pueden realizar visitas virtuales de los lotes a petición de los posibles postores y, asimismo, se dará respuesta a las consultas por correo electrónico que se formulen.

El requisito para poder participar en la subasta es ser mayor de edad. Para asegurarse de la veracidad de los datos proporcionados por los participantes, la empresa de subastas realiza una verificación de los mismos. Se subastan tanto objetos individuales como lotes de objetos. El criterio determinante es su valor. Así, un conjunto de anillos de plata de escaso valor se subastará en un lote que agrupe cinco o seis anillos; mientras que un reloj de alta gama se subastará como un objeto individual.

Se puede participar en la subasta a través de dos sistemas diferentes. El primero consiste en que el postor introduce en el aplicativo el precio máximo que considera oportuno pagar por cada lote u objeto individual y en el caso de que la oferta supere el precio máximo que se había establecido de manera inicial, se notifica al postor para que tenga la oportunidad de incrementar de nuevo el precio que considera como el máximo a pagar. El segundo sistema de puja es en tiempo real, de manera que se puede observar en directo a través de la aplicación los últimos precios ofertados por cada lote u objeto. Para mantener la privacidad de los datos, únicamente se indican las iniciales del nombre y apellidos de los postores junto a la cantidad ofertada.

De cara a evitar la participación no deseada de postores que realicen ofertas en el último minuto, para finalizar la subasta se mantiene cerrado el último precio ofertado durante un periodo de tres minutos. El precio de reserva de los lotes es, aproximadamente, de un 20 % del valor de tasación, que se verá incrementado según el lote y la competencia entre los distintos interesados y participantes.

Retirada de los lotes

Al terminar la subasta de cada lote u objeto, se envía al interesado un correo electrónico notificándole su condición de adjudicatario del lote u objeto concreto (pues, en muchos casos, los postores pujan por múltiples lotes) e indicándole los trámites administrativos a seguir. En el caso de que el adjudicatario renuncie, se procede a notificar y adjudicar al postor que quedó en segundo puesto en la subasta. De acuerdo a la experiencia de la empresa de subastas Surus, se suelen adjudicar finalmente todos los lotes, aunque en algunos casos excepcionales en los que no se logra se elaboran nuevos lotes con los objetos no adjudicados de cara a hacerlos más atractivos.

La retirada de los lotes será mediante cita previa los días 27, 28, 29 y 30 de septiembre de 10:00 h a 14:00 h y de 15:30 h a 17:30 h. Para poder recibir el lote, el adjudicatario deberá abonarlo previamente y cumplir con las condiciones y plazos establecidos en la subasta.

La delegada de Hacienda y Personal ha animado a los ciudadanos a participar en esta subasta “donde se pueden encontrar objetos de valor a precios al alcance de todos los bolsillos. Una oportunidad de conseguir una joya a precios casi de ganga”.

Casi 89.000 objetos depositados

Las piezas que se subastan proceden de la Oficina de Objetos Perdidos del Ayuntamiento de Madrid, que es la encargada de la custodia de los bienes extraviados que depositan los ciudadanos o las entidades colaboradoras que los encuentran para restituirlos a sus propietarios o, cuando no es posible su localización, para la entrega a la persona que ha hallado los objetos.

Durante 2018 y 2019 se recogieron en la oficina más de 70.000 objetos cada año, con una media de casi 200 objetos al día, una cifra que se redujo prácticamente a la mitad, con 34.707 objetos, durante el pasado ejercicio. Esta tendencia se mantiene en los seis primeros meses de este año con 15.883 enseres depositados.

Entre los 88.585 objetos que custodia actualmente la oficina, se encuentran monederos, carteras, maletas y maletines, móviles y ropa. Asimismo, se almacenan, instrumentos musicales, cuadros, plumas, bolígrafos, bastones, muletas, carros de la compra, sillas de bebé, cañas de pescar, juguetes o relojes; además del dinero efectivo depositado que no es recuperado por sus propietarios o halladores y que pasa a las arcas municipales en beneficio de todos los madrileños. Tanto en 2019 como en 2020 se ingresaron más de 100.000 euros, mientras que en el primer semestre de este año se han depositado más de 55.000 euros.

Cuando un objeto es entregado a la Oficina de Objetos Perdidos, queda a disposición de su propietario durante dos años y si en este tiempo el propietario no lo recoge, pasa a pertenecer a la persona que lo encontró, conocida como hallador. En el caso de que este último tampoco lo retire, el objeto pasa a ser de propiedad municipal.

Si el objeto pasa a ser propiedad del Ayuntamiento, se le busca el mejor destino posible reutilizándolo en servicios municipales que lo requieran, donándolo en caso de no tener valor de mercado o, en el caso de que lo tenga, subastándolo como ocurre con estas piezas.

Hospital

Gacetín Madrid

Somos un medio de comunicación digital de actualidad de acceso gratuito e independiente de la ciudad de Madrid. Informamos de las últimas noticias que suceden en los 21 distritos y los diferentes barrios o zonas de Madrid, así como todas las noticias de interés para los madrileños.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acepto la política de privacidad *