El transporte turístico discrecional reclama poder cargar y descargar viajeros en el entorno de Sol

  • El Distrito Centro representa un 65% de toda la actividad económica turística de la ciudad con más de 700 establecimientos hoteleros.
  • En los 2,1 kilómetros entre Neptuno y Plaza de España, no hay paradas para dejar y recoger turistas para facilitar su visita al centro de Madrid.
  • Puedes seguir todas las noticias de actualidad que publicamos desde Gacetín Madrid a través de nuestro canal en Telegram >> enlace

El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, ha inaugurado este jueves la peatonalización de la Puerta del Sol y de sus alrededores, con la que pasa a convertirse en zona cero emisiones, dentro del plan de actuaciones ‘Madrid 360’.

Sin embargo, el sector del transporte turístico discrecional advierte que la actual peatonalización de Sol provocará que los futuros turistas que lleguen a Madrid, «cuando pueda superarse la situación actual de pandemia y la falta de visitantes extranjeros que padece la capital, no puedan acceder adecuadamente al centro histórico de la capital, uno de los reclamos turísticos más importantes de la ciudad, y la zona con la mayor concentración de alojamiento, patrimonio cultural y atractivo turístico».

A consecuencia de la actual peatonalización de la Puerta del Sol, el sector de transporte turístico discrecional reivindica una parada para carga y descarga de pasajeros cercana a la zona este de la Puerta del Sol  (calle Sevilla – Plaza Canalejas) o similar, y otra en la zona oeste de Sol (por ejemplo Plaza de Ópera), así como parada, ya solicitada hace tiempo, en la calle Jacometrezo y en la calle  Virgen de los Peligros para cubrir las necesidades de carga y descarga en el entorno de la Gran Vía.

Estas paradas servirían, indicen, «para carga y descarga de pasajeros con maletas, que necesitan acceder a sus hoteles en la zona más céntrica de la capital». Además, las alternativas que el Ayuntamiento propone para el transporte rodado para evitar la Puerta del Sol «no son operativas para los vehículos de transporte turístico (mayoritariamente autocares), ya que habría que circular por calles totalmente inviables, por el tamaño de estos vehículos».

Desde hace cerca de dos años, el sector de transporte turístico discrecional madrileño insiste en la necesidad de tener paradas de carga y descarga de pasajeros y paradas de parking de tiempo entre 2 y 5 horas en las zonas centrales de la capital, y paradas de parking en zonas menos céntricas para aparcamiento de más tiempo mientras los vehículos esperan que los grupos hagan sus visitas turísticas por la ciudad, con la correspondiente ampliación del horario del Sistema de estacionamiento de autobuses de Madrid (SEA) de la capital.

Por ello, el colectivo reclama al Ayuntamiento que «antes de tomar decisiones sobre urbanización y circulación en la ciudad, se cuente con la participación de todos los sectores implicados en tales cambios, para conseguir una ciudad sostenible y accesible para todos».

«Lamentablemente, con el actual proyecto de peatonalización de Sol, cuando el turismo de la capital pueda empezar a recuperarse tras la pandemia, el centro de Madrid no será accesible para muchos turistas que deberán transportar su equipaje muchos metros para acceder a un gran número de los alojamientos del centro, sobre todo, para personas de edad avanzada o con dificultades de movilidad», denuncian.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acepto la política de privacidad *

Este sitio web cumple con la política de cookies y las utiliza para ofrecer una mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando por este sitio, asumiremos que está de acuerdo con ello.Para más información consulte nuestra Política de cookies y Política de privacidad

ACEPTAR
Aviso de cookies