Disparos, hombres maniatados, huida a gran velocidad… Fuencarral vive un escenario de película durante un robo de cocaína

Disparos, hombres maniatados, sangre en la calle, huida a gran velocidad… lo que ocurrió ayer domingo en el distrito madrileño de Fuencarral-El Pardo fue más bien del guión de una película que de una tranquila jornada de fin de semana en Madrid.

Los hechos ocurrieron pasadas las 9 de la mañana de este domingo, 14 de junio, en la calle Carlos Bravo, en el barrio de Tres Olivos, cuando un grupo narcotraficante dio un «vuelco» a otro, es decir, le robó la droga a una banda rival, en este caso un alijo de cocaína.

Al parecer, el «vuelco» se produjo en un piso alquilado del número 7, destinado al trapicheo de droga y, tras una fuerte pelea, la banda que acababa de hacerse con la droga maniató a tres hombres de la banda contraria, todos de orígen sudamericano, que posteriormente pidieron auxilio a gritos que se oían en toda la calle.

Ante ello, varios vecinos alertaron a la Policía Nacional y un agente de paisano fue el primero en acudir a la vivienda, encontrando a los tres hombres maniatados y heridos. Estos al verle se pusieron muy nerviosos y agresivos.

Uno de ellos consiguió liberarse e intentó hacerse con un arma que estaba en el suelo para evitar ser detenido por el agente, momento en que este efectuó varios disparos al aire para persuadirle. Sin embargo, tras golpear al agente y dejarle herido en la rodilla, huyó del lugar.

Los otros dos hombres maniatados, un venezolano de 38 años y otro colombiano de 42 años, finalmente fueron detenidos y puestos a disposición judicial. Por su lado, los cinco asaltantes, que no sobrepasaban los 35 años, huyeron a gran velocidad del lugar en tres coches de alta gama. Alguno de ellos estaría herido tras la pelea en el narcopiso al encontrarse restos de sangre en la calle.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acepto la política de privacidad *