La exhumación de Franco del Valle de los Caídos pone fin al último gran símbolo de la Dictadura

Casi 45 años después de su entierro, el dictador Francisco Franco deja el Valle de los Caídos, monumento construído «a la Cruzada» con mano de obra forzada y esclava.

43 años, 11 meses y un día después de su entierro y 80 años tras el fin de la Guerra Civil, que supuso 36 años de censura, terror y represión con Francisco Franco como su máxima cabeza, el cuerpo del dictador ha abandonado su tumba en el Valle de los Caídos, monumento «a la Cruzada» construido entre 1940 y 1958 con mano de obra forzada y esclava procedente de presos políticos y de la Guerra.

Junto con el cuerpo de Franco se encontraba el de José Antonio Primo de Rivera, fundador de Falange Española, y el de 3.847 personas distintas, empleados para rellenar cavidades internas de las criptas​ y que, por efecto de la humedad, habrían acabado conformado un «cadáver colectivo indisoluble». Ha sido calificada como la «mayor fosa común de España».

Los tres poderes del Estado (Legislativo, Ejecutivo y Judicial) han avalado esta operación tras numerosos recursos por parte de la familia de Francisco Franco. La exhumación, traslado y reinhumación del dictador Francisco Franco ha dado comienzo a las 10:30 horas, en cumplimiento de los acuerdos del Consejo de Ministros de 15 de febrero y de 15 de marzo. La fecha de la ejecución material se notificó a la familia a las 09:30 horas del día 21 de octubre.

El dispositivo ha sido coordinado desde Presidencia del Gobierno por el secretario general de la Presidencia, Félix Bolaños. Los órganos y cargos que han trabajado en el operativo han sido la Vicepresidencia del Gobierno, así como la Secretaría de Estado de Comunicación, la Delegación del Gobierno de Madrid, la Guardia Civil, la Policía Nacional, Patrimonio Nacional, Patrimonio del Estado, el 402 Escuadrón del Ala 48 del Ejército del Aire y una empresa privada de servicios funerarios. Un total de 22 familiares de Franco, nietos, cónyuges y bisnietos, han acudido.

La ministra de Justicia, como Notaria Mayor del Reino, ha levantado acta oficial de la exhumación, el traslado y la reinhumación. Junto a la ministra, han estado presentes como autoridades, y también en calidad de testigos, Félix Bolaños, secretario general de la Presidencia del Gobierno, y Antonio José Hidalgo, subsecretario del Ministerio de la Presidencia.

Durante la exhumación, han estado presente un forense, que ha asumido la dirección técnica de los trabajos de exhumación, así como los operarios necesarios para los trabajos. También ha asistido en representación de la familia Francis Franco, el nieto mayor del dictador. Una vez extraído de la fosa, tras retirar la gran losa de granito de 1.500 kg, el prior del Valle, Santiago Cantera, ha bendecido el féretro y ha dado un responso.

A pesar de que el ataud extraído tenía, según La Moncloa, daños por las condiciones meteorológicas extremas de la zona del Valle de los Caídos, la familia ha mostrado su interés de que fuera este féretro, el original, el que se llevase a Mingorrubio.

El traslado del féretro lo ha realizado la familia desde el interior de la basílica hasta el coche fúnebre, que estará situado en la explanada. Lo han portado cuatro familiares, que han estado asistidos por los miembros de la empresa funeraria. Posteriormente, ha sido trasladado hasta el cementerio de Mingorrubio en helicóptero, tras unos 15 minutos de trayecto.

En Mingorrubio se procederá a la reinhumación de los restos de Francisco Franco en el panteón donde ya está enterrada su mujer, Carmen Polo. A petición de la familia, el prior del valle de los Caídos, Santiago Cantera, y el sacerdote Ramón Tejero cooficiarán un oficio religioso, privado e íntimo, para los familiares. Hasta ese momento, estarán presentes, en el panteón, la ministra de Justicia y el secretario general de la Presidencia del Gobierno.

Tanto a las puertas del Valle de los Caídos como a la entrada de Mingorrubio se han concentrado hasta 500 defensores de la Dictadura y de Franco, que han mostrado su oposición a este proceso de exhumación portando banderas franquistas y cantando loas al dictador y el ‘Cara al Sol.

También se ha personado en esta concentración Antonio Tejero, protagonista del intento de Golpe de Estado en 1981. Se han registrado agresiones a cámaras de TVE por parte de ultras de extrema derecha, al grito de «fuera», cuando ha llegado Tejero.

Medios acreditados

Cerca de 500 profesionales de 150 medios de comunicación de todo el mundo se han acreditado para seguir este proceso. En concreto, son 92 medios de comunicación nacionales, tanto de ámbito estatal como autonómico, así como 58 internacionales, procedentes de 17 países: Alemania, Austria, Bélgica, Brasil, Colombia, Estados Unidos, Francia, Holanda, Irán, Italia, México, Portugal, Qatar, Reino Unido, Rusia, Turquía y Venezuela).

Largo camino hasta la exhumación

Tras la celebración el pasado viernes, 11 de octubre, del Consejo de Ministros, la vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, fue la encargada de dar la fecha en la que se procederá a exhumar los restos de Francisco Franco del Valle de los Caídos y su traslado y posterior inhumación en el cementerio de El Pardo-Mingorrubio: antes del 25 de octubre, «con el fin de que no interfiera en la campaña electoral».

Según indicó Calvo, 48 horas antes de este hecho se comunicaría a la familia de Francisco Franco la fecha y hora exacta de la exhumación por si quisieran asistir, una antelación que no sería mayor para comunicar esta fecha y hora exacta a la opinión pública.

La ministra de Justicia en funciones, Dolores Delgado, estará presente durante la exhumación, el traslado y el entierro de Franco en su condición de notaria mayor del Reino, y se hará «de forma discreta y con el mayor respeto posible» y sin medios de comunicación en el interior, aunque si podrán tomar imágenes desde el exterior.

Carmen Calvo aseguró que el Gobierno propiciará el derecho a la información al que tienen derecho los ciudadanos a través de los medios de comunicación, por lo que se acomodarán espacios públicos para facilitar su trabajo, pero «nunca estarán en el espacio estricto y cercano al procedimiento».

Para garantizar que estas operaciones se realizan en «condiciones de seguridad, eficacia, discreción y respeto a los restos humanos» y «se eviten molestias a los ciudadanos», el recinto del Valle de los Caídos fueá temporalmente desde el pasado domingo, 13 de octubre.

La vicepresidenta expresó la satisfacción del Ejecutivo por el acuerdo adoptado porque, ha dicho, un dictador no puede estar en una tumba de Estado: «Seríamos la única democracia que tuviera a un dictador en un lugar donde se le puede ir a rendir honores».

La Sección Cuarta de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Supremo emitió el pasado 24 de septiembre el fallo sobre el recurso de la familia contra los acuerdos de exhumación e inhumación de los restos de Francisco Franco dictados por el Gobierno. La familia podría recurrir al Tribunal Constitucional, pero eso ya no paralizaría la exhumación.

Con seis votos a favor de seis, unanimidad de los magistrados, el Supremo se decantaba por dar la razón al Gobierno encabezado por Pedro Sánchez en la disputa que se mantenía con la familia del dictador.

Se desestimaba así el recurso de la familia Franco y se decidía que los restos sean reinhumados, y tal y como anunció el Gobierno, será en el cementerio de El Pardo-Mingorrubio, en contra del deseo de la familia, que quería hacerlo en la cripta de la Catedral de la Almudena.

La Sección Cuarta no puso reparos de la legalidad del Decreto-Ley convalidado por el Congreso en 2018 que conlleva la exhumación de Francisco Franco del lugar donde reposa desde el 23 de noviembre de 1975. La decisión de los magistrados de la Sala Tercera fue unánime, ya que ninguno de ellos ha visto ilegalidad en esa decisión.

Esta resolución se tomó después de que el pasado mes de junio los mismos magistrados decidieron por unanimidad paralizar la exhumación de Franco de Cuelgamuros, que iba a ser 10 de junio a las 10:30 de la mañana. Aunque los jueces no entraban en el fondo de la cuestión, detenían el proceso como medida cautelar y con el fin de evitar «daños irreparables».

La razón en que descansaba esa decisión era la de «evitar el perjuicio que, de otro modo, se causaría a los recurrentes y, especialmente, a los intereses públicos encarnados en el Estado y en sus instituciones constitucionales, los cuales se verían gravemente afectados si, exhumados esos restos, se estimara el recurso y fuera preciso devolverlos al lugar en que se hallan», según la nota informativa facilitada por la Sala.

Con ello, el Tribunal Supremo daba respuesta a los dos temas fundamentales de este asunto: analizar si el Real Decreto del Gobierno socialista a través del cual se exponía que en el Valle de los Caídos solo podían estan enterrados los fallecidos durante la Guerra Civil y la Dictadura; y que, en caso de exhumarse el cuerpo de Franco, se trasladase a la Cripta de la Catedral de La Almudena.

Esta decisión del Gobierno socialista de Pedro Sánchez de retirar los restos del dictador Francisco Franco del Valle de los Caídos se debe a un mandato del Congreso de los Diputados, que fue aprobado por mayoría, con la abstención de PP y ERC y el voto a favor del resto de grupos, incluídos PSOE, Ciudadanos y Unidos Podemos.

Gacetín Madrid

Somos un medio de comunicación digital de actualidad de acceso gratuito e independiente de la ciudad de Madrid. Informamos de las últimas noticias que suceden en los 21 distritos y los diferentes barrios o zonas de Madrid, así como todas las noticias de interés para los madrileños.

4 comentarios en «La exhumación de Franco del Valle de los Caídos pone fin al último gran símbolo de la Dictadura»

  • el 24 octubre, 2019 a las 11:36 am
    Enlace permanente

    Puro electoralismo que, espero, se vuelva contra el profanador de tumbas. La reconciliación Nacional de la Transición Política española, modelo mundial, se la ha cargado el doctor fake que, en esta circunstancia de revivir la Guerra Civil, habrá que volver a llamarle rojo. Enhorabuena por nada, presidente de los rojos, has pasado a la historia.

    Respuesta
  • el 24 octubre, 2019 a las 11:40 am
    Enlace permanente

    España amanece triste,
    la exhumación ya está marcha
    por fín podrá descansar,
    sin odios y sin revanchas,
    al lado de su mujer,
    en la Cripta ya enterrada,
    y en este pueblo de El Pardo
    dónde estuvo su morada.
    España amanece triste,
    al menos, parte de España,
    la que canta el Cara al Sol,
    la que grita Arriba España,
    la que nunca se escondió
    y alzó siempre su mirada.
    España amanece triste,
    la exhumación ya está marcha,
    la que le duele muy hondo
    que los huesos de un difunto
    que a Dios ya entregó su alma,
    sean triste mercancía
    de un voto y tan ruin revancha.
    España amanece triste
    de tan inútil venganza,
    de tanto y tanto relato,
    de nauseabúnda campaña,
    fácil de manipular,
    hecha por odio, sin más,
    y que nos duele en el alma.
    Como conozco la Cripta,
    lugar de la inhumación,
    os pido a los siete nietos
    que cuando el Padre Tejero
    se acerque a daros La Paz,
    le digáis, alto y bien claro,
    (que lo escuche bien «La Delgado «):
    – LA PAZ- nos la dió mi Abuelo,
    A nosotros y a la PATRIA
    que nunca podréis borrar
    hijos de tan mala entraña-
    Imagino ya a mi padre,
    fue un buen soldado de España
    y que a Franco idolatró
    tanto como a su propia PATRIA,
    seguro que el veinticuatro,
    el jueves por la mañana,
    se vestirá de uniforme
    y lucirá sus medallas
    y al ver que Franco se acerca,
    le gritará Viva España.
    Y hasta que les vuelva a ver
    y Dios me lleve a su lado,
    en mi casa SÍ ESTARÁN,
    muchos recuerdos de Franco,
    la enseña de MI NACIÓN,
    luciendo siempre galana,
    colgada ya en mi balcón,
    La BANDERA de MI ESPAÑA,
    la que Franco nos dejó
    y a tanto traidor le espanta.

    El Pardo, 21- octubre-2019.

    Luis Cano Velasco.

    Respuesta
    • el 24 octubre, 2019 a las 9:46 pm
      Enlace permanente

      El traslado no es el fin de nada para los que tienen memoria pero no amnesia, que se quiere imponer por el politiqueo con la ley de memoria histórica.
      No postponer la reinhumación a las elecciones imdica una gran debilidad de Sanchez, que no ve nada en que pueda triunfar a la vez que está incapacitado pra el consenso político.

      Respuesta
  • el 24 octubre, 2019 a las 4:04 pm
    Enlace permanente

    Hay una cosa a todo esto, muy pocos jovenes han seguido la noticia otros muchos no sabian quien era y menos que les importa y como hay que olvidar y perdonar pues eso olvido, y no mas guerras civiles ni dictaduras,republicas, generales exaltados. Si a la convivencia de españoles de bien

    Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Acepto la política de privacidad *