La abogacía madrileña rinde un homenaje especial a las víctimas del terrorismo

Autoridades y altos representantes institucionales del ámbito político, jurídico y profesional se han dado cita esta mañana en el Colegio de Abogados de Madrid para homenajear a las víctimas del terrorismo, a los abogados que les defienden y a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado que trabajan “incansablemente”, en palabras del decano, para que “se entienda mejor la solidaridad y la cercanía a quienes han sufrido el zarpazo del terror”.

Este homenaje se ha celebrado en el marco de los Foros Justicia que el ICAM organiza de forma mensual porque, tal y como explicaba el decano José María Alonso, “este Colegio que por tantos trances ha pasado a lo largo de su historia centenaria le debía un homenaje a los compañeros que han defendido y siguen defendiendo a las víctimas del terrorismo: de la violencia de ETA, de la violencia yihadista o de otras formas de violencia que siempre representa la barbarie y tantos destrozos humanos provocan”.

Tras recordar distintos gestos del Colegio de Abogados de Madrid en relación al fenómeno del terrorismo, como su personación en 1996 como acusación pública en un proceso penal por terrorismo o las intervenciones “de peso” del decano Pedrol en “años en los que ETA era una auténtica pesadilla para la sociedad”, el decano se ha referido a los colegiados que “se han dejado la piel y, en muchas ocasiones, incluso a costa de su propia seguridad personal, por defender a las víctimas en la Audiencia Nacional”.

“Son ellos quienes han hecho posible, a través del ejercicio del derecho de defensa, la reparación de actos de coacción, de amenaza, de intimidación y de extorsión”, explicaba Alonso.

Antes de finalizar, el decano ha querido reconocer igualmente el mérito de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, especialmente, del  Cuerpo Nacional de Policía y de la Guardia Civil cuyos integrantes “han acreditado durante décadas frente al terrorismo acciones distinguidas por el honor, por la firmeza, por la serenidad, por la paciencia haciendo que su eficacia y seriedad impongan, muchas veces, más que sus armas”.

Tras la presentación que la ex presidenta de la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT), Ángeles Pedraza, ha realizado de la actual presidenta de la Asociación destacando “su fortaleza y la empatía con todas las víctimas del terrorismo”, ha intervenido Maite Araluce para dar a conocer el trabajo que la AVT desarrolla diariamente “tanto en el plano asistencial como a nivel de concienciación social”.

Los valores de la AVT

Maite Araluce ha hecho hincapié en la labor de asistencia jurídica que ofrece su Asociación ya que, como ha destacado, “no se limita al trabajo de un grupo de abogados que se persona en procedimientos judiciales” sino que se trata de “una asistencia integral y especializada” pero, sobre todo, “una asistencia cercana, empática y siempre sincera” con las víctimas del terrorismo.

En su discurso, Araluce ha querido destacar los cuatro derechos que forman parte de la razón de ser de la Asociación y que se recalcan en su lema. En primer lugar, el derecho a la verdad de las víctimas porque “es una forma de resarcir mínimamente” y porque desde la AVT consideran que “saber la verdad sobre la historia del terrorismo en España y conocer a sus verdaderos responsables es el principal antídoto para evitar que estos hechos se vuelva a repetir”.

La presidenta también ha destacado la importancia de “preservar la memoria de las víctimas”, labor que llevan a cabo a través de distintos trabajos de investigación, y de “defender su dignidad, algo que en ocasiones hemos tenido que llevar a  los tribunales” para evitar los homenajes que en algunos lugares se realizan a los terroristas.

Por último, en su intento por ofrecer justicia a las víctimas del terrorismo, Araluce ha mencionado dos proyectos que se llevan a cabo desde su asociación, centrados en el de acompañamiento jurídico y en la información a las víctimas. Sobre el primer proyecto, la presidenta ha explicado que “la idea no es solo que la víctima esté al corriente de todos los derechos que le asisten sino que se sientan acompañadas, incluso físicamente, en la realización de cualquier trámite”.

Tras su discurso, el decano ha entregado personalmente una placa de reconocimiento a la labor de Maite Araluce, a los servicios jurídicos de la AVT (representado por sus abogados Carmen Ladrón de Guevara y Antonio Guerrero) y a la Guardia Civil, recogida personalmente por José Antonio Berrocal Anaya, general jefe 1ª zona de la Guardia Civil de Madrid.

“Tenéis nuestro respeto porque habéis sido y sois imprescindibles. Habéis ayudado y ayudáis, con vuestro empeño, con vuestra fortaleza y con vuestra energía a que España sea un país más seguro, más libre, mejor. Es de justicia reconocerlo”, ha concluido el decano.

Fuente, fotos y texto: ICAM

Gacetín Madrid

Somos un medio de comunicación digital de actualidad de acceso gratuito e independiente de la ciudad de Madrid. Informamos de las últimas noticias que suceden en los 21 distritos y los diferentes barrios o zonas de Madrid, así como todas las noticias de interés para los madrileños.

Un comentario en «La abogacía madrileña rinde un homenaje especial a las víctimas del terrorismo»

  • el 6 junio, 2019 a las 12:36 pm
    Enlace permanente

    Mi admiración y respeto a todos los que han luchado contra el terrorismo y otras formas de violencia, pero no puedo dejar pasar la sorprendente gran ausencia de una figura imprescindible en la lucha contra la banda terrorista ETA, nuestro compañero Ignacio Gordillo. Ignacio como todos sabemos, ha dedicado treinta años de su vida a la lucha contra el terrorismo de ETA en la Audiencia Nacional, pero no sólo fue Fiscal, fue el aliento de tantas y tantas familias destrozadas por la barbarie de la banda terrorista, fue la voz de muchas madres, hijos, hermanos y demás familiares rotos de dolor y sedientos de Justicia. Los que hemos tenido la oportunidad de estar a su lado, hemos visto cómo ha sido un trabajador incansable contra el terrorismo, hemos admirado su templanza ante los bochornosos y amenazantes comportamientos de los asesinos de ETA en sala, hemos sido testigos de lo que supone vivir entre escoltas, pero sobre todo, hemos vivido el inmenso cariño y gratitud que le muestran las víctimas de ETA.

    Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acepto la política de privacidad *