CSIT-UP se tiñe de morado para defender a las víctimas “invisibles” de la violencia de género

CSIT-UP a través de su programa Implícate, ha puesto en marcha la Campaña #MochilasContraLaViolencia, a fin de mostrar su “más firme apoyo a las víctimas invisibles de la Violencia de Género y SAP (Síndrome de Alienación Parental): niños y niñas testigos o víctimas de la violencia de género con repercusiones negativas, tanto a nivel físico como psicológico”.

CSIT-Unión Profesional viene colaborando desde hace varios años con distintas organizaciones e instituciones en campañas de carácter solidario. En esta ocasión, la organización sindical se tiñe nuevamente de morado para mostrar “su implicación y firme compromiso con las víctimas de la Violencia de Género”, poniendo este color a la mochilas y botellas solidarias.

Los beneficios recaudados irán destinados íntegramente a “Avanza sin miedo”, la primera asociación de menores víctimas de violencia machista y afectados por el Síndrome de Alienación Parental, poniendo así nuestro granito de arena en la lucha contra esta lacra.

Esta asociación, que tiene como principal objetivo que se legitime y conceda voz a las menores víctimas, primando el interés de éstos sobre los maltratadores, ofrece protección y una representación institucional y emocional a los menores, cubriendo sus necesidades, al tiempo que exige responsabilidades por los daños causados sobre los mismos. Se trata de que los más pequeños puedan tener la infancia feliz que bien merecen.

Además de la Campaña #MochilasContraLaViolencia, CSIT-UP ha preparado un acto de reconocimiento a todas estas víctimas el próximo día 20 de noviembre, en el Hotel Puerta de Toledo, a las 10:30h. Se contará con la intervención de Patricia Fernández Montero, Presidenta de la Asociación “Avanza sin miedo”, también superviviente de Violencia de Género como menor, la Guardia Civil, la Fundación Club Atlético de Madrid y la Delegación del Gobierno para la Violencia de Género, entre otros.

Aunque la puesta en marcha de la nueva Ley de la Infancia en 2015 multiplicó las medidas de protección a los hijos víctimas de la violencia machista, desde CSIT-UP denuncian que “aún continúan siendo insuficientes”.

Desde 2005, la cifra de niños huérfanos de madre en España, consecuencia de la Violencia de Género, es superior a 500, y el número de menores fallecidos desde 2010, asciende a 28, siendo este último año donde se registra el mayor repunte, según estadística ofrecida por la Delegación del Gobierno para la Violencia de Género del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad.

Madrid es una de las comunidades más afectadas por este estigma. Asimismo, “resulta incomprensible, que las personas que se han de hacer cargo de los menores cuando ocurre un caso de Violencia de Género, generalmente, los abuelos de la familia materna, sin, en muchos casos, recursos económicos suficientes, no dispongan de información necesaria sobre las posibles ayudas que pueden recibir y cómo acceder a ellas”, critican desde el sindicato.

Qué es el SAP

El SAP se puede definir como un conjunto de síntomas que son consecuencia del uso de diferentes estrategias por parte de un progenitor que ejercen influencia en el pensamiento de los hijos con la intención de “destruir” y rechazar la relación con el otro progenitor, es decir, una forma de maltrato infantil.

Se trata de un arma muy utilizada en la lucha por las custodias de un menor, causando daños irreversibles en los más pequeños, que pueden acompañarles durante toda su infancia y edad adulta: ansiedad, miedo, estrés, sentimientos negativos, odio hacia uno de los padres…

Deja un comentario