La Fundación ONCE impulsa la formación universitaria para personas con discapacidad intelectual

La Fundación ONCE ha impulsado la inclusión universitaria siguiendo el modelo pionero en España y en Europa del Programa Promentor a través de la Convocatoria de Ayudas para Programas Universitarios de Formación para el Empleo a Jóvenes con Discapacidad Intelectual, cofinanciada por el Fondo Social Europeo.

La Universidad Autónoma de Madrid y la Fundación Prodis, a través de la Doctora Lola Izuzquiza, Directora del Programa Promentor, han asesorado a la Fundación ONCE en todo el proceso vinculado a esta convocatoria, con la finalidad de promover la inclusión educativa en entornos universitarios de alumnos con capacidades diferentes.

Quince universidades públicas de todo el territorio español, pondrán en marcha a partir del curso 2017/2018, titulaciones orientadas a la formación laboral en el contexto universitario. Este avance hace que España sea un país referente en la inclusión universitaria de personas con discapacidad intelectual a nivel internacional.

La experiencia que la Fundación Prodis inició de la mano de la Universidad Autónoma de Madrid en 2005, con el Título Propio de Formación para la Inclusión Laboral en la Facultad de Formación de Profesorado y Educación, en la Facultad de Formación del Profesorado, ha contribuido a través de su modelo, a mejorar las posibilidades de formación en el ámbito universitario.

Las distintas investigaciones que en estos últimos años se han desarrollado en el Programa Promentor demuestran que la formación universitaria mejora de forma significativa el índice de empleabilidad, contribuye a la formación de toda la comunidad universitaria y aumenta considerablemente los estándares de calidad de la universidad.

El equipo de la Cátedra de Patrocinio UAM-PRODIS, marco en cual que se desarrolla el Programa Promentor, se ha ofrecido a las universidades seleccionadas a apoyarles y orientarles en todo el proceso de creación de sus programas.

Más de diez años después de comenzar una experiencia que en su día era tan innovadora como inusual, la inclusión del alumnado con discapacidad intelectual en la universidad empieza a ser una realidad en España.

Deja un comentario