Arcópoli publica su primer Estudio de hábitos culturales de la población LGB joven de la Comunidad de Madrid

La asociación madrileña reivindica la importancia que debe tener la Cultura en el movimiento reivindicativo y reclama atención a la diversidad por parte de las instituciones dedicadas a la investigación social.

La asociación madrileña Arcópoli lleva meses trabajando en un estudio sobre cómo lesbianas, gais y bisexuales se relacionan con la cultura, cuyos primeros resultados han sido publicados en el marco de las conmemoraciones por el 1 de abril, Día del libro LGTB a propuesta de la asociación.

Los datos arrojan la evidencia de que, como dice el estudio en sus conclusiones, existe una serie de diferencias notables entre cómo la población general y la población formada por lesbianas, gais y bisexuales se relaciona con la cultura. Los mayores hábitos de lectura y mayor número de libros leídos al año, y las visitas más frecuentes a espacios expositivos y espectáculos escénicos podrían afianzar el estereotipo de la diversidad sexual y de género vinculada a lo artístico, si bien consideramos que, de forma más precisa, las personas LGB prefieren seleccionar previamente los productos culturales que emplean, primando en ellos, sobre todo en los libros, que sean reconocibles, aun de forma imprecisa, como ‘de temática LGTB’.

Para Ramón Martínez, responsable de Formación en la entidad y coordinador del estudio, “los datos que hemos obtenido a través de mucho trabajo voluntario resultan sumamente interesantes: hay una particularidad LGB en la cultura que debemos seguir estudiando. Pero no deja de sorprendernos que, si tanto leemos y tanto vamos a librerías, la madrileña librería Berkana se encuentre en una situación tan complicada. Hay muchos datos positivos, pero también muchas paradojas, y hemos de seguir investigando”.

Yago Blando, coordinador de Arcópoli, añade que “hemos hecho un primer acercamiento al tema, y ahora es el turno de exigir a las instituciones que se dedican a la investigación social que empiecen a preocuparse por nuestra diversidad sexual y de género. La conclusión última de este estudio es que es un dato importante, y no es aceptable que sigan obviando nuestra realidad como personas lesbianas, gais, bisexuales y transexuales”.

Deja un comentario