OCU advierte de la subida de los alimentos frescos y pide ayudas para consumidores vulnerables

Las constantes subidas del precio de la electricidad, el butano y los carburantes se han trasladado definitivamente a los precios de la alimentación, que han subido un 1,3% en diciembre, una décima más que el índice general (1,2%), lo que supone un incremento anual del 5% en esta partida, tal y como acaba de publicar el Instituto Nacional de Estadística en los datos desagregados del último mes del año.

La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) advierte que esta subida de los precios de los alimentos resulta «muy preocupante», por cuanto afecta especialmente a los alimentos frescos. Salvo las frutas, el resto de los productos frescos han subido en diciembre de forma extraordinaria, Afecta sobre todo a la carne de ovino (7,5%), al pescado (7%), a las legumbres y hortalizas (4,4%), al marisco (3,3%), a la carne de ave (2%) y a la carne de vacuno (1,9%).

En diciembre también se observan subidas extraordinarias en algunos alimentos básicos como la pasta alimenticia (5,1%), el yogur (3,6%), los productos de bollería (3,1%), las harinas (2,1%) o el arroz (2,1%). Aumentos que vienen a sumarse a los de otros productos básicos que ya acumulaban índices interanuales nunca antes vistos: otros aceites comestibles (30,5%), aceite de oliva (26,7%), margarina y grasas vegetales (11%) y las frutas (9%).

Muchos de estos productos también se encuentran entre las categorías que más han subido en el último año, bien por encima de la media del 6,5%, destacando prácticamente todas las que tienen que ver con productos frescos, incluyendo ahora sí a las frutas (9%), así como productos como el aceite de oliva (26,7%), otros aceites comestibles (30,5%) o la margarina y grasas vegetales (11%).

OCU advierte que estas subidas no han afectado por igual a todas las regiones. Entre las que más han sufrido el incremento de precios de diciembre destacan La Rioja (1,5%) y Cantabria (1,4%). Mientras que se ha sentido un poco menos en Ceuta (0,9%), Murcia (1%) y Galicia (1%). Sin embargo, si se tienen en cuenta las subidas anuales OCU denuncia que son las comunidades autónomas de la «España vaciada» las que más han sufrido el incremento de los precios. Las comunidades autónomas con una inflación más alta son Castilla-La Mancha (7,6%), Castilla y León (7,3%), seguidas de Aragón (7,2%), Extremadura (7,1%) y La Rioja (7%). Por debajo del 6% sólo están Ceuta (5,5%) y Canarias (5,8%), seguidas por Cataluña (6,1%) y Comunidad de Madrid y Asturias, con un 6,2%.

Por último, OCU pide al Gobierno que «a la vista de los datos de la inflación habilite ayudas directas para los consumidores vulnerables, que son los más afectados por la subida de alimentos». OCU señala que «al igual que existe un bono social para la energía, debería haber un cheque alimentos para garantizar que los consumidores más vulnerables pueden afrontar estas subidas de precios».

Gacetín Madrid

Somos un medio de comunicación digital de actualidad de acceso gratuito e independiente de la ciudad de Madrid. Informamos de las últimas noticias que suceden en los 21 distritos y los diferentes barrios o zonas de Madrid, así como todas las noticias de interés para los madrileños.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Acepto la política de privacidad *