El CA2M inaugura una ambiciosa exposición sobre la escena madrileña más joven

El CA2M Centro de Arte Dos de Mayo de la Comunidad de Madrid ha inaugurado este miércoles ‘Querer parecer noche’, una nueva exposición que pone en relación las obras de 58 artistas, de las cuales 21 son de nueva producción.

La muestra, en la que la mayoría de los artistas que han participado pertenecen a la escena local, y que pertenecen en su mayoría a la escena local podrá verse en el centro hasta el 27 de enero de 2019.

Esta muestra, que está comisariada por Beatriz Alonso y Carlos Fernández-Pello, acoge diferentes formas de producción artística en Madrid. A lo largo de las cuatro plantas del edificio, ofrece un repaso a algunos de los artistas emergentes cuyas carreras han corrido en paralelo a la existencia del CA2M en la última década. Las creaciones se debaten entre la nostalgia histórica de la que son herederas y el momento actual, con sus distintas sensibilidades y maneras de hacer.

El consejero de Cultura, Turismo y Deportes de la Comunidad de Madrid ha participado en el acto de inauguración de esta muestra, donde ha explicado que ‘Querer parecer noche’ acoge diferentes formas de producción artística en Madrid, “creaciones que se debaten entre la nostalgia histórica de la que son herederas y el momento actual, con sus distintas sensibilidades y maneras de hacer”.

Un recorrido por el arte contemporáneo local

‘Querer parecer noche’ incluye a 58 artistas de la escena local madrileña. Algunos son artistas consolidados muy relevantes en la historia reciente del arte contemporáneo en Madrid, como Ana Laura Alaez, Fernando Sánchez Castillo, Jacobo Castellano, Antonio Ballester Moreno o Patricia Esquivias.

La mayor parte la integran artistas que han comenzado a emerger en la escena local durante esta década de existencia del museo. Hay escultores que experimentan sobre las formas de los objetos en la plástica hoy, como Elena Alonso, Tamara Arroyo, David Bestué, Diego Delas, June Crespo, Mario Espliego, Javier Fresneda, Nuria Fuster, Karlos Gil, Hisae Ikenaga, Fran Meana, Rubén M. Riera, Víctor Santamarina, Teresa Solar o Julia Spínola.

El trabajo a partir de la pintura también tiene sus representantes en figuras como Fernando García, José Díaz, Miren Doiz, Luis Vassallo, Belén Rodríguez, Juan López, Dai K.S., Ángela Cuadra, Guillermo Mora o Kiko Pérez.

La fotografía, en manos de Miguel Ángel Tornero o Alfredo Rodríguez, se transforma en un espacio de experimentación con la representación. Y la imagen en movimiento y las narrativas del cine de exposición,llegan de la mano de Alex Reynolds, Leonor Serrano Rivas o Antonio Menchen.

Además, la emergencia de las prácticas relacionales en los últimos años se refleja en los trabajos de Fermín Jiménez Landa, Momu y No Es o Isabel Marcos, así como en la crítica institucional de Cristina Garrido.

Por su parte, las tendencias híbridas, entre el objeto y la performance, son uno de los síntomas del presente y ahí figuran Nora Barón, Javier Cruz, Marta Fernández Calvo, Belén Zahera, María Jerez y María Salgado y Fran MM Cabeza de Vaca e incluso una gran instalación de la coreógrafa María Jerez.

Algunas piezas de la Colección del CA2M y de la Colección Fundación ARCO, representarán el acervo del centro, como Helena Almeida, Elena Asins, Lara Almarcegui, Kaoru Katayama o Manuel Saiz. Por último, los comisarios han seleccionado también algunos artistas de la modernidad española que sirven como referencias para el trabajo de esta generación, como es el caso de Joan Miró, Alexander Calder, Maruja Mallo, Pablo Palazuelo, Gregorio Prieto o José Val del Omar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *