Crece un 2,7% el número de pernoctaciones en alojamientos hoteleros de Madrid

Durante el mes de julio las pernoctaciones en establecimientos hoteleros de la Comunidad de Madrid han sido de 2.128.734, un 2,7% más que en el mismo mes de 2017. Así se desprende de los datos publicados este viernes, 24 de agosto, por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Las pernoctaciones de viajeros residentes en España se situaron en 860.482 y las de los no residentes en 1.268.252. La estancia media sigue siendo más baja que a nivel nacional, situándose en casi 2 pernoctaciones por viajero frente a los 3,65 de la media nacional. Sin embargo, este resultado en Madrid ha crecido un 2,7% en el mes de julio.

Además, los precios de los alojamientos hoteleros de la Comunidad de Madrid crecieron un 2,44%, lo que hizo que el ingreso medio diario por habitación disponible (RevPAR) creciera un 1,51%, hasta situarse en los 58 euros de media.

A nivel nacional, durante el mes de julio las pernoctaciones en establecimientos hoteleros superan los 42,6 millones, un 2,2% menos que en el mismo mes de 2017. Las pernoctaciones de viajeros residentes en España disminuyen un 1,1% y las de los no residentes un 2,7%.

La estancia media baja un 0,3% respecto a julio de 2017, situándose en 3,7 pernoctaciones por viajero. Durante los siete primeros meses de 2018 las pernoctaciones disminuyen un 0,7% respecto al mismo periodo del año anterior.

Andalucía, Comunitat Valenciana, Cataluña y Canarias son los destinos principales de los viajeros residentes en España en julio, con tasas anuales de variación en el número de pernoctaciones del 4,9%, –0,6%, –7,2% y 1,0%, respectivamente.

El principal destino elegido por los viajeros no residentes es Illes Balears, con un 35,0% del total de pernoctaciones. En esta comunidad las pernoctaciones de extranjeros suben un 1,1% respecto a julio de 2017. Los siguientes destinos de los no residentes son Cataluña (con el 20,7% del total de pernoctaciones y un descenso del 6,2%) y Canarias (con el 18,9% del total y una disminución del 5,4%).

En julio se cubre el 71,1% de las plazas ofertadas, con un descenso anual del 2,4%. El grado de ocupación por plazas en fin de semana baja un 0,9% y se sitúa en el 75,9%. Illes Balears presenta el mayor grado de ocupación por plazas durante julio (89,5%). Le siguen Canarias (80,7%) y Comunitat Valenciana (74,0%).

Por zonas turísticas, la Isla de Mallorca alcanza el mayor grado de ocupación por plazas (90,6%) y la Palma-Calvià la mayor ocupación en fin de semana (90,9%). La Isla de Mallorca registra el mayor número de pernoctaciones, con 8,0 millones. Los puntos turísticos con más pernoctaciones son Barcelona, Madrid y Calvià. Santa Margalida presenta el mayor grado de ocupación por plazas (95,7%) y Muro el mayor grado de ocupación en fin de semana (93,5%).

Los viajeros procedentes de Reino Unido y Alemania concentran el 24,9% y el 19,9%, respectivamente, del total de pernoctaciones de no residentes en establecimientos hoteleros en julio. El mercado británico baja un 2,5% y el alemán un 11,4%. Las pernoctaciones de los viajeros procedentes de Francia, Países Bajos e Italia (los siguientes mercados emisores) registran unas tasas anuales del 2,9%, –8,7% y –3,0%,
respectivamente.

La tasa anual del Índice de Precios Hoteleros (IPH) se sitúa en el 1,2% en julio, lo que supone 0,5 puntos menos que la del mes pasado y 5,9 puntos por debajo de la registrada hace un año.

Illes Balears, Cataluña, Andalucía y Canarias son las comunidades con mayor ponderación en el IPH en julio (suponen el 76,6% del peso total). Los precios hoteleros suben en tasa anual un 3,6% en Illes Balears y un 0,2% en Andalucía. Por el contrario, bajan un 0,1% en Canarias y un 2,0% en Cataluña.

Por categorías, los precios suben en todas. En los hoteles de una estrella de plata (5,7%), tres y dos estrellas de plata (4,1%), tres estrellas de oro (2,6%), cinco estrellas de oro (2,1%), dos estrellas de oro (0,5%), una estrella de oro (0,5%) y cuatro estrellas de oro (0,1%).

La facturación media diaria de los hoteles por cada habitación ocupada (ADR) es de 101,0 euros en julio, lo que supone un aumento del 3,1% respecto al mismo mes de 2017. Por su parte, el ingreso medio diario por habitación disponible (RevPAR), que está condicionado por la ocupación registrada en los establecimientos hoteleros, alcanza los 75,0 euros, con un incremento del 1,2%. Por categorías, la facturación media es de 219,0 euros para los hoteles de cinco estrellas, de 108,9 euros para los de cuatro y de 88,0 euros para los de tres estrellas. Los ingresos por habitación disponible para estas mismas categorías son de 159,6, 89,2 y 68,9 euros, respectivamente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *