Un nuevo escape de gas obliga a cortar la calle Alcalá desde Gran Vía y a desalojar la zona

La Policía Municipal de Madrid ha cortado al tráfico la calle Alcalá desde Gran Vía, en el madrileño distrito de Centro, y ha desalojado los locales comerciales, las calles adyacentes y algunas plantas de los edificios más cercanos, incluyendo todo el edificio Generali.

El escape de gas se habría producido por las obras que se están llevando a cabo en la calle Alcalá con la calle Virgen de los Peligros. Los Bomberos del Ayuntamiento de Madrid han cortado el escape y han comenzado a hacer mediciones de gas en la zona para comprobar si se ha solucionado o hay otras tuberías afectadas.

Ya el pasado 8 de mayo se produjo otro escape de gas, que obligó a desalojar la calle Virgen de los Peligros en su confluencia con la calle Alcalá, cuando en el transcurso de unas obras perforaron una canalización que provocó el escape. Por la rotura de la tubería también se ha vio interrumpida la circulación de la Línea 2 de Metro entre Retiro y Ópera, en ambos sentidos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *