La Fiscalía de Madrid pide 2,5 años de cárcel para un hombre que usó la base de datos de la Policía para vigilar a su exmujer

La Sección 27 de la Audiencia Provincial de Madrid celebra el próximo lunes, 23 de abril, a partir de las 10:00 horas, la vista oral del juicio contra Alberto G. F., quien tendrá que responder a la acusación de la comisión de un delito de descubrimiento y revelación de secretos por el que la Fiscalía solicita una pena de dos años y seis meses de prisión.

Tal y como relata el representante del Ministerio Público en su informe de calificación provisional, el procesado, no asumió la ruptura de la relación sentimental con su pareja con la que tuvo un hijo, de cinco años en el momento de los hechos. Así, con la finalidad de conocer dónde y con quién se encontraba su expareja, desde abril de 2014 hasta enero de 2017, entró con su clave de acceso a las bases de datos de la Dirección General de la Policía, lo que pudo hacer dada su condición de funcionario del Cuerpo Nacional de Policía, y allí consultó ficheros en los que constan registrados los datos de las personas que se encuentran hospedadas en los hoteles de España.

En concreto, el 25 de abril de 2016, entre las 4:33 h. y las 5:05 h. efectuó hasta diez búsquedas, obteniendo como información que ella había estado hospedada en un hotel determinado. Y de la misma manera y con el mismo objetivo se introdujo en el sistema informático policial en varias ocasiones más durante el periodo anteriormente citado.

En algunas de las conversaciones de whatsapp que el acusado mantuvo con la mujer a propósito de la custodia del hijo en común, el acusado sugería que sabía dónde estaba y lo que hacía, lo que generaba en la perjudicada un estado de desasosiego e inquietud.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *