Disturbios y quema de contenedores en Lavapiés tras la muerte de un mantero

Un hombre ha muerto esta tarde de jueves, 15 de marzo, a causa de un infarto en el barrio de Lavapiés, en el madrileño distrito de Centro.

Un hombre de origen senegalés de 35 años ha fallecido esta tarde de jueves, 15 de marzo, sobre las 5 de la tarde, frente al número 11 de la calle del Oso del barrio de Lavapiés, en el madrileño distrito de Centro. Al parecer, la víctima había sufrido una parada cardiorrespiratoria de la que no ha podido salir. Según compañeros del fallecido, esta se habría producido tras una supuesta persecución policial, desde la plaza Mayor hasta Lavapiés.

Según fuentes policiales, un agente que patrullaba la zona ha encontrado al hombre en el suelo sin respiración, solo, por lo que ha iniciado las maniobras de reanimación cardiopulmonar para salvarle la vida. A la llegada de los sanitarios del SAMUR, solo han podido confirmar su fallecimiento.

La víctima no llevaba documentación alguna consigo, por lo que ha tenido que ser reconocido por un compañero, que ha confirmado su edad y que era mantero. Hasta el lugar se han tenido que desplazar varios furgones antidisturbios ante la gran cantidad de personas, muchos de ellos manteros, que se han concentrado en el lugar acusando a los agentes de la Policía de “perseguirles”, y han proferido insultos a los agentes como “aesinos” y “cobardes”.

Una cincuentena de los congregados han comenzado a quemar contenedores, arrancar papeleras y causar desperfectos al mobiliario urbano y a los vehiculos estacionados, lo que ha provocado el corte de la calle, el cierre temporal de los comercios de la zona y la intervencion de los Bomberos del Ayuntamiento de Madrid.

Además, los concentrados han hecho acopio de piedras de una obra cercana y han amenazado a la policía con lanzárselas. Los agentes de la UIP han llevado a cabo cargas contra los violentos para dispersarlos. El destrozo del mobiliario urbano ha continuado: arranque de señales, quema de más contenedores, y hasta la rotura de una marquesina de la EMT en la plaza de Lavapiés.

La tensión ha llegado a su cúlmen cuando los violentos han destrozado e intentado quemar una surcursal bancaria, exténdiendose el humo por todo el edificio. Los vecinos de los pisos que están sobre la sucursal han explicado a Gacetin Madrid que llegaron a temer por sus viviendas y su vida. Los Bomberos del Ayuntamiento de Madrid han tenido que empelarse a fondo para sofocar los diversos focos.

Finalmente sauqearon una tienda de electrodomésticos, de la que se llevaron una decena de televisores. Sanitarios del SAMUR han tenido que atender a 20 personas por cortes y golpes en la cabeza, algunos de ellos agentes, y la Policía ha practicado un total de 6 detenciones.

Foto: @mariafernandamp

Un comentario sobre “Disturbios y quema de contenedores en Lavapiés tras la muerte de un mantero

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *