1,5 millones de euros para la rehabilitación del edificio histórico Maris Stella de Usera

  • Maris Stella es la iglesia ubicada en el parque de Pradolongo conocida como la “iglesia rota” por su cúpula de pizarra bombardeada durante la Guerra Civil.
  • Esta rehabilitación es una demanda histórica vecinal y el uso al que va a ser destinado el templo se ha decidido a través de un proceso participativo.
  • Es una de las 95 actuaciones de mejora urbana y dotaciones públicas para 2017 con cargo al Fondo de Reequilibrio Territorial.

La Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Madrid de este jueves 23 de noviembre ha aprobado autorizar y disponer el gasto de 1.500.000 euros a favor de la Empresa Municipal de la Vivienda y Suelo de Madrid para la financiación mediante el Fondo de Reequilibrio Territorial de los gastos correspondientes a la realización del proyecto “Rehabilitación Edificio Histórico Maris Stella”, en el distrito de Usera.

Maris Stella, o la “iglesia rota” como es conocido, data del primer cuarto del siglo XX y lleva décadas sin culto. Esta propuesta permite rehabilitar el edificio y adaptarlo a un nuevo uso: un centro comunitario medioambiental, para la activación del parque de Pradolongo, donde se encuentra situado el templo.

Actividades del centro comunitario medioambiental

El uso de la instalación estará centrado en actividades medioambientales, incluyendo: formación orientada al empleo de jóvenes en esta rama, promoción de itinerarios del parque, historia y naturaleza del entorno, sala de proyección y exposiciones, talleres, laboratorio y biblioteca de medioambiente, y otros eventos culturales y sociales en el recinto de la iglesia.

Al mismo tiempo, se está trabajando en la incorporación del uso de la nave de piraguas al nuevo proyecto, con colaboración de la Asociación OXIO que impulsa y desarrolla esta actividad deportiva desde hace años en el lago del parque.

La zona exterior será un lugar de encuentro y espacio para eventos al aire libre (con una cafetería y terraza), talleres de jardinería o un mercado de productos ecológicos.

Un proceso colectivo

El futuro del Maris Stella se decidió a través de un proceso participativo que se desarrolló de octubre a diciembre de 2016, período en el que, además de la presentación de las propuestas y proyectos al vecindario, se organizaron 22 talleres y jornadas entre asociaciones, colectivos y escolares. El 21 de diciembre se presentaron las conclusiones y se acordó transformar el lugar en un Centro de Interpretación Medioambiental.

También el parque Pradolongo fue diseñado mediante un proceso participativo: fue en los años 1977 y 1978 cuando el Ayuntamiento de Madrid accedió a la demanda vecinal, y costeó una encuesta elaborada, aplicada y codificada por el vecindario para definir su diseño.

A la vista del programa consensuado, se está elaborando por la Empresa Municipal de la Vivienda y Suelo, en su Departamento de Rehabilitación, un proyecto de obras. Se analizará el estado de la construcción actual para definir las acciones a desarrollar, adaptándose a un uso no invasivo del edificio como espacio expositivo y de eventos.

Igualmente, y de forma previa, se cuenta con estudios topográficos, levantamiento con escáner 3D del edificio existente, un estudio geotécnico y un análisis del estado estructural y constructivo de la edificación.

Antecedentes Maris Stella

Se trata del único edificio con valor patrimonial histórico de Usera. Maris Stella (Estrella del Mar) es la iglesia del mismo nombre conocida como la “iglesia rota” por su cúpula de pizarra bombardeada durante la Guerra Civil. El templo se construyó en una fecha indeterminada entre 1920 y 1930 de la mano de un arquitecto desconocido, en los terrenos de la familia Orcasitas, de ahí la denominación posterior del barrio.

Enclavada en la entrada de Doctor Latour del parque de Pradolongo, detrás del Hospital 12 de Octubre, cuenta con una superficie de 238 m2, de arquitectura simple de cruz griega con una cúpula de pizarra coronada por una veleta en forma de gallo que la distingue en el entorno.

La reutilización y rehabilitación de la iglesia es una reivindicación demandada por los vecinos y vecinas que comienza en 1985 cuando la Asociación de Vecinos de Orcasitas de la mano de la Fundación Iniciativas Sur obtiene permisos para realizar unos cursos para la recuperación de zonas degradadas entre los que se incluye.

En 2010, el Pleno del Ayuntamiento de Madrid acuerda la inclusión de la iglesia dentro de catálogo de elementos protegidos y un año después, la Comunidad de Madrid aprobó un Plan General de Ordenación Urbana para permitir la rehabilitación de este espacio, incluyéndola así en el Catálogo de Edificios Protegidos de la Ciudad.

Mientras se adjudicaba el proyecto de ejecución y licitación de las obras, que se ha encargado a la EMVS, la junta de Usera ha realizado obras de acondicionamiento interior de la parcela por valor de 177.903 euros. Obras de desbrozado de la zona, pavimentación del acceso y vallado del perímetro, junto con instalaciones básicas de fontanería y electricidad. El espacio está divido en tres zonas: la iglesia, un edificio anexo y el almacén de piraguas del club que entrena en el lago cercano.

El proyecto del centro ha sido elaborado conjuntamente entre la junta municipal de Usera y la EMVS.

Deja un comentario