El PSOE califica de “castigo a los madrileños” el nuevo Plan Económico Financiero de Madrid

  • El Grupo Municipal Socialista (PSOE) se ha abstenido en la votación del nuevo Plan Económico Financiero de Madrid “por respeto a la ley y por estar en contra de los recortes que recoge el nuevo PEF”.
  • “El objetivo político del PP es desestabilizar un Ayuntamiento saneado”, ha detallado la concejala.
  • Rodríguez también ha responsabilizado a Sánchez Mato de “falta de previsión”: “Ha abocado a Madrid a medidas indeseables, como la venta de suelo público y recortes por más de 127 millones”.

La portavoz del PSOE en Economía y Hacienda, Érika Rodríguez, ha indicado en el Pleno del Ayuntamiento de Madrid que el nuevo Plan Económico y Financiero “no es un castigo del ministro Montoro al gobierno de Ahora Madrid, es un castigo a los madrileños”.

La edil socialista también ha reprochado al gobierno de Ahora Madrid la “falta de previsión” y también la falta de un plan de acción que hubiera podido evitar el impacto del nuevo PEF en Madrid. Por ello, los socialistas se han abstenido “por respeto a la ley” y  porque no apoyan los recortes incluidos en el nuevo PEF.

Érika Rodríguez ha explicado que, aunque el nuevo texto se ajusta a la normativa impuesta por el Ministerio de Hacienda, “busca desestabilizar a un ayuntamiento financieramente saneado y busca también anclar su capacidad de gasto a los peores años de la crisis”.

La concejala ha subrayado la forma “excepcional” en la que el Ministerio y la Delegación de Gobierno tratan al Ayuntamiento de Madrid. “Es absolutamente injusta la aplicación de la regla de gasto porque esta exigencia no se corresponde con la que se aplica a otros entes locales e incluso a la Comunidad de Madrid”, ha detallado.

Además ha explicado que Madrid tiene las cuentas saneadas, un superávit de más de mil millones y en los últimos años ha disminuido considerablemente su endeudamiento. El nivel de gasto de Madrid “es acorde y sostenible con respecto a los ingresos que recibe la ciudad e incluso la situación financiera permitiría la expansión del gasto en inversiones y servicios para mejorar la vida de los ciudadanos”.

“Ese ha sido el esfuerzo del PSOE y la voluntad que le ha llevado a apoyar los presupuestos y a comprometer una serie de propuestas para fortalecer el gasto social. Nuestro compromiso es con la ciudadanía y en ese marco hemos hecho un acuerdo político en el que no aceptaremos recortes bajo ningún concepto”, ha precisado Rodríguez.

“No a los recortes”

La concejala socialista ha mirado también a la bancada de Ahora Madrid, a quien ha responsabilizado de “falta de previsión”. “Sabemos desde el mes de abril, cuando el primer PEF fue rechazado, que el Ayuntamiento debía presentar otro documento. Lo que no podemos entender es por qué se ha tardado tanto”, ha afeado Rodríguez al edil de Hacienda.

El Grupo Socialista ha pedido en numerosas ocasiones un plan de acción para prever y mitigar el impacto del incumplimiento de la regla de gasto sobre el Ayuntamiento pero “el Gobierno no lo hizo”. En opinión de Rodríguez, con previsión se podría haber evitado que el nuevo PEF incluya  la venta de suelo municipal, recortes de más de 127 millones de euros y más anticipos de deuda.

“Todo porque usted se negó a  presentar un plan de acción, y tuvieron que forzarle a presentar hoy, en último minuto sin tiempo para una revisión responsable del texto, sin espacio para la negociación un PEF a la medida del señor Montoro”, ha indicado.

La concejala socialista ha reprochado a Sanchez Mato que haya subordinado su responsabilidad como concejal de gobierno a sus luchas políticas personales. “No nos pida apoyo para una mala gestión, no nos pida lealtad cuando usted no ha sido leal al apoyo que le hemos dado y es el primero en promulgar la falaz pinza PP-PSOE”.

Finalmente, Érika Rodriguez ha explicado que el PSOE entiende que todo cambio “por urgente que sea”, debe realizarse en el marco de la legalidad.

“Por eso nuestro voto se define exclusivamente por un criterio de responsabilidad, no es un apoyo a Ahora Madrid  ni mucho menos al juego irresponsable del Partido Popular. Es un gesto para que esta ciudad no sea víctima de un juego electoral absurdo que nada tiene que ver con el ejercicio responsable de la política”, ha concluido.

Deja un comentario