El Ayuntamiento de Madrid proyecta la ampliación de IFEMA con un centro de congresos y de ocio

El gobierno de Ahora Madrid pretende culminar el mandato con un gran proyecto sobre la mesa: la ampliación de Ifema, una gran obra que la alcaldesa considera «la piedra angular» de la creación de empleo y las posibilidades de negocio en la capital. El futuro complejo tendrá tres ejes: un gran centro de convenciones, el mayor auditorio al aire libre de la ciudad y una amplia zona comercial, de ocio y restauración.




La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, quiere poner en marcha todos los trámites urbanísticos, estudios y licencias preceptivas de este plan antes de 2019. La parcela reservada para este cometido es de titularidad municipal, se encuentra en un solar situado al lado de la actual ubicación de la Feria de Madrid, en el Campo de las Naciones, y dispone de 500.000 metros cuadrados.

La dirección de Ifema ha detectado que, aunque las ferias que organiza la ciudad en este complejo dan buenos resultados, la mayor demanda se genera en torno a las grandes convenciones sectoriales. Prueba de ello es la convención de médicos y farmacéuticos que reunirá en Ifema a 40.000 personas en la primavera de 2018.

Por ello, la ampliación de la Feria de Madrid contará con un gran centro de convenciones con espacio para 10.000 personas. En el actual Palacio Municipal de Congresos del Campo de las Naciones de Madrid, inaugurado en 1993, apenas caben ahora un total de 1.200 asistentes. El objetivo es que es te conjunto se convierta en «un gran polo de desarrollo» económico.




Otra de las principales carencias de la ciudad es la falta de un gran auditorio que se convierta en el epicentro de los grandes espectáculos, exhibiciones deportivas y que acoja los conciertos más concurridos. Hasta ahora, la mayoría de eventos multitudinarios se celebraban en espacios mucho menores: la plaza de toros de Las Ventas tiene un aforo para 23.798 espectadores; la Caja Mágica alberga a un máximo de 12.442, y el Palacio de Deportes (WiZink Center) tiene una capacidad de entre 10.000 y 17.400 asistentes, según el tipo de evento.

Por ello, el Ayuntamiento de Madrid también quiere acondicionar debidamente, con gradas y un amplio escenario, un extenso espacio al aire libre con capacidad para acoger a 80.000 personas. De hecho, el pasado marzo, el coordinador general de la Alcaldía, Luis Cueto, explicó que se ha avanzado en el cambio de normativa para celebrar macroeventos y conciertos de más de 15.000 asistentes en Ifema.

Por último, el resto de la parcela se destinará levantar un centro comercial, con zonas de esparcimiento y gastronómicas para atender al volumen de personas que se espera que atraiga el nuevo centro de convenciones.




La Feria de Madrid se inauguró en 1991. La primera ampliación se llevó a cabo en 1999, con la incorporación de los pabellones 9 y 10, el centro de congresos norte, la construcción de dos aparcamientos y la remodelación de las salidas de las autopistas circundantes. Toda esta reforma se llevó a cabo con un presupuesto final de 100 millones de euros. La segunda expansión del recinto se ejecutó con una inversión de 130 millones. Concluyó en 2008 con la construcción de los nuevos pabellones 12 y 14 y una zona de aparcamiento con 14.000 plazas.

Deja un comentario