La Policía Municipal de Madrid realizó este fin de semana más de 1.500 controles de alcoholemia y de drogas

La Policía Municipal de Madrid ha realizado un amplio dispositivo de controles de alcohol y drogas a conductores. Los controles se han realizado mayoritariamente en la M-30 y algunos puntos concretos de la capital.




Durante el último fin de semana de febrero, se han realizado 1478 pruebas de alcohol y 95 de drogas, dando positivos 106 y 23 respectivamente.

En el dispositivo han participado agentes de la Unidad de Atestados de Tráfico, Unidad Especial de tráfico y agentes pertenecientes a diferentes Unidades Integrales de Distrito.

Los controles se han realizado mayoritariamente en la M-30 y viales de acceso durante las noches del 24 y 25 de febrero, con un resultado de 1478 pruebas de alcohol realizadas y 95 test de drogas, dando positivos 106 conductores en alcohol y 23 en el consumo de drogas.




“Este tipo de actuaciones pretenden concienciar a la población a través de la educación vial preventiva y la disuasión activa. Los agentes participantes en los operativos son expertos en detectar este tipo de conductas y detienen a los vehículos que consideran con un mayor riesgo potencial, por este motivo el número de positivos resulta más elevado”, han explicado fuentes municipales.

Además, según informan “el objetivo de los controles integrales es reducir los accidentes de tráfico provocados por los conductores que se encuentran bajo los efectos de bebidas alcohólicas y sustancias estupefacientes y afecta al conjunto de todas las vías de nuestra ciudad, preferentemente a las grandes vías de comunicación, en las que se incrementa su vigilancia y control, utilizando para ello el máximo número de medios disponibles, tanto humanos como materiales”.

Deja un comentario