Juventudes Socialistas reclama al Ayuntamiento de Madrid medidas complementarias al Protocolo de Contaminación





Juventudes Socialistas de Madrid (JSM) han reclamado la adopción por parte del Ayuntamiento de Madrid de una serie de medidas que complementen el Protocolo Anticontaminación de la Ciudad.

“Partiendo del hecho de que las JSM se muestran de acuerdo con la aplicación de un Protocolo Anticontaminación al igual que se viene haciendo en otras capitales europeas”, para la organización socialista “se hace imprescindible accionar una serie de soluciones que hagan más fácil la vida diaria de los ciudadanos y ciudadanas en aquellos días en los que se apliquen las fases 3 y 4 del protocolo, así como se adopten una serie de medidas a medio plazo que permitan hacer frente al problema estructural de la contaminación de la Capital”.

Entre las medidas más urgentes a adoptar en las fases 3 y 4 del protocolo, en las que las restricciones se refieren a diferentes prohibiciones de circulación por la almendra central, las JSM piden al Ayuntamiento “un acuerdo con la Comunidad de Madrid que derive en la gratuidad del transporte público en esos días, o al menos la gratuidad del servicio “BiciMad”, que controla totalmente el consistorio al no formar aun parte del Consorcio de Transportes de Madrid”.



No obstante, “siendo conscientes de que el problema de la contaminación en Madrid es estructural”, las Juventudes Socialistas de Madrid reclaman a la Administración municipal que” aproveche la oportunidad de tener que presentar un nuevo proyecto de presupuestos para destinar partidas a la creación de una flota 100% limpia de la EMT, a la puesta en marcha de un completo trazado de carriles bici que facilite el uso de la misma a la ciudadanía”. Por otro lado, las JSM también proponen, en consonancia con el Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento de Madrid, “una gran inversión en aparcamientos disuasorios fuera de la M-30 y la ampliación de puestos de recarga de vehículos eléctricos, uno de los hándicaps que existen para normalizar el uso de este modo de transporte sostenible”.

Las Juventudes Socialistas de Madrid también solicitan al Ayuntamiento, la puesta en marcha de algún distintivo, ya en la fase 3 del protocolo, para que los residentes de la almendra central puedan sacar sus vehículos fuera de ésta y puedan utilizarlos fuera de la M-30 (con el uso de pegatinas especiales o con cámaras de vigilancia que puedan distinguirles de los conductores no residentes y siempre bajo el respeto de los derechos de intimidad e imagen de los ciudadanos madrileños). “También sería preciso aumentar las excepciones del protocolo a casos de urgencia sanitaria que no se encuadren en el uso de ambulancias (como sería el uso de coches particulares para esos fines exclusivamente), sin miedo de los ciudadanos y ciudadanas a la imposición de multas administrativas”, explican.

Además,” hay que tener en cuenta a los ciudadanos madrileños que viven en barrios periféricos o en otros municipios de la Comunidad Autónoma, donde el tiempo de desplazamiento a sus puestos de trabajo es mayor respecto de aquellos que viven en la almendra central de Madrid y la hora de inicio del horario del transporte público no es suficiente”. Por ello, la organización juvenil socialista se plantea la posibilidad “del aumento de la excepción del uso del coche hasta las 7:30 horas, que permita a los madrileños y madrileñas llegar con puntualidad a sus trabajos. Todo esto, sin perjuicio, de la diligencia que el Ayuntamiento debe de demostrar a la hora de informar con antelación suficiente (al menos de 24 horas) sobre la aplicación del Protocolo Anticontaminación, para una mejor planificación de los ciudadanos y ciudadanas”.




“El color político del partido gobernante en cada Administración no debe ser un obstáculo para aportar soluciones a una cuestión que no sólo afecta a los desplazamientos de los madrileños y madrileñas, sino a la misma salud de nuestros vecinos y vecinas. Es un problema grave de salud pública, que afecta de manera directa a los ciudadanos madrileños, y un problema medioambiental de gran calado y con consecuencias actuales y a futuro, afectando a la calidad del aire que respiran los ciudadanos y al entorno urbano y natural de nuestra Comunidad Autónoma”, añaden.

Por todo ello, las Juventudes Socialistas de Madrid reclaman al Ayuntamiento de Madrid que considere esta serie de medidas complementarias al Protocolo Anticontaminación aplicado estos días y se busque un mayor consenso en este asunto entre las distintas Administraciones e instituciones públicas en beneficio de los ciudadanos y ciudadanas de la Comunidad de Madrid.

Deja un comentario