Arcópoli denuncia la campaña “en contra de la educación en igualdad” de los obispos madrileños




Los Obispos de Getafe y Alcalá de Henares denuncian los recientes avances en pro de la igualdad LGTB en Madrid reivindicando que es posible “cambiar la orientación sexual” rezando y criticando la reforma educativa que busca acabar con el bullying basado en la identidad de género.

Tres semanas después de la aprobación de la Ley LGTB, la Iglesia madrileña muestra su malestar con “estos avances legales en pro de la igualdad”, a través de un comunicado conjunto de los obispos de Getafe y Alcalá de Henares. Entre otras afirmaciones los religiosos insisten en que la orientación sexual puede “curarse” a través del rezo, ignorando el consenso médico mundial que despatologizó la homosexualidad como enfermedad mental hace más de 20 años.

Desde Arcópoli denuncian que “es falso que se pueda cambiar la orientación sexual de las personas y que estos mensajes perpetúan una visión estigmatizadora y culpabilizadora de la diversidad sexual, aumentando el tormento de quienes sufren acoso por el mero hecho de ser LGTB”.

Asimismo, Monseñor Joaquín María López y Monseñor Juan Antonio Reig Pla “se esconden detrás de un mal entendido derecho a la libertad educativa de los padres para intentar imponer su ideología en las aulas de toda la Comunidad de Madrid”. En Arcópoli, añaden, “respetamos la libertad de educación pero les recordamos que ésta ha de basarse en los valores democráticos de la Constitución y no en creencias religiosas particulares”.

El último estudio sobre acoso escolar por homofobia fechado en 2012 señala que el 49% de los jóvenes LGTB entre 15 y 29 años han sufrido acoso escolar por su orientación sexual. De ellos, el 43% ha llegado a plantearse el suicidio y el 17% llegó a atentar contra su vida. “Esto demuestra que la juventud madrileña sufre acoso por ser LGTB en las aulas y que es necesario medidas contundentes como las contempladas por la ley LGTB para hacerle frente. Recordamos que el 42% no recibió ninguna ayuda del profesorado y que un 11% señalaba a los profesores como los culpables de tener una conducta homófoba que hay que erradicar y la ley LGTB es una excelente herramienta·, argumentan desde Arcópoli.

En Arcópoli “consideramos que la ley LGTB no va en contra de nadie, tal y como demuestra el hecho de que fuera aprobada por la unanimidad de los partidos presentes en la Asamblea. Es sorprendente que quienes no representan a nadie ya que no han sido votados, se arroguen la representatividad de todos afirmando que la Asamblea de Madrid intenta “imponer” una medida que llevaban todos en su programa electoral y que hemos votado todos los madrileños”.

“Agradecemos sin embargo, el apoyo que brindan a Arcópoli con el claro mensaje que transmiten al Alcalde de Alcorcón David Pérez a quien le explican que la sanación de las diferencias no se soluciona con demandas judiciales como la que David Pérez amenaza con interponernos”, concluye la organización.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *