El Ayuntamiento pone en marcha un plan en 6 distritos de Madrid para acabar con las armas en la calle

Este programa piloto para acabar con las armas ilegales en las calles se une al anuncio del proyecto de Plan de Acción Preferente contra la venta ambulante ilegal.

El Gobierno del Ayuntamiento de Madrid liderado por el popular José Luis Martínez-Almeida ha puesto en marcha un programa piloto en 6 de los 21 distritos de la capital con el fin de reducir la tenencia de armas ilegales en espacios públicos.

Este programa se trata de un «informe de actuación» y ya se aplica en Ciudad Lineal, San Blas-Canillejas, Puente de Vallecas, Villa de Vallecas (donde se comenzó a implantar esta iniciativa), Vicálvaro y Moratalaz. Supone además un refuerzo a la seguridad durante la celebración de las fiestas en estos barrios.

Este programa, según fuentes municipales, está orientado a la lucha contra la tenencia de armas ilegales en espacios públicos por parte de cualquier persona y no es específico para bandas latinas. Sin embargo, su continuidad aún no está asegurada según han señalado esas mismas fuentes.

Este programa piloto para acabar con las armas ilegales en las calles se une al anuncio la semana pasada por parte del alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, del proyecto de Plan de Acción Preferente contra la venta ambulante ilegal.

Este nuevo plan permitirá a los agentes de la Policía Municipal de Madrid intervenir «de forma inmediata» cuando se percaten de que se está produciendo algún tipo de venta ambulante ilegal, suprimiéndose el inciso impuesto por el Gobierno de Manuela Carmena que impedía intervenir a los policías en caso de que «se pudiera producir alteración del orden público».

Para ello, se llevará a cabo un trabajo coordinado entre las Unidades Integrales de Distrito (UID) de las zonas afectadas y las Unidades de Investigación y Coordinación Judicial. Se les sumarán además agentes de la Policía Municipal de Madrid de paisano.

Con ello Almeida ha incidido en que se quieren evitar situaciones de ocupación de la vía pública que dificulten, o incluso impidan, el tránsito de los peatones por las aceras, como es el caso de la Gran Vía madrileña o la calle Preciados y las mantas llenas de artículos falsificados que ocupan gran parte de sus aceras.

Además, el regidor ha recalcado que con esta nueva Instrucción se pretende acabar con un negocio que lleva a cabo una competencia desleal con aquellos comerciantes que sí pagan impuestos y crean empleo y acabar con los reiterados incumplimientos de la Ley de Propiedad Intelectual e Industrial, además de responder a las quejas de las asociaciones vecinales.

Y por último, con ello se pretende desarticular las bandas criminales y las mafias qaue explotan a los manteros y que son, finalmente, los que se lucran con este negocio de venta ilegal.

Almeida ha destacado durante su intervención que durante el Gobierno de Manuela Carmena las acciones de la Policía Municipal de Madrid contra la venta ambulante ilegal descendieron más de un 20% frente al período anterior.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *