Manuela Carmena lamenta la agresión a una militante de Ahora Madrid ayer en La Melonera

El pasado miércoles, 5 de septiembre, la Junta Municipal de Usera comenzó el nuevo curso político con gritos y abucheos contra su concejala-presidenta, Rommy Arce, por parte de un grupo numeroso de asistentes.

La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, ha lamentado este viernes la agresión a una vecina anoche en el pregón de Arganzuela y le ha deseado “su pronta recuperación”. Carmena ha declarado que “nuestras fiestas son momentos de celebración donde no cabe ningún tipo de violencia”. “Debemos renovar el compromiso de todas y todos por cuidar la convivencia en nuestros barrios”, ha incidido la alcaldesa.

Tal y como ya pasó en el pleno de Usera este mismo miércoles, varios grupos de personas abuchearon, gritaron “mentirosa” y pidieron la dimisión de Rommy Arce mientras que esta presentaba a los miembros de SOS Racismo que iban a dar el pregón de las Fiestas de la Melonera este jueves, 6 de septiembre.

Por un lado, miembros y allegados a la Escuela Municipal de Remo acudieron con pancartas a protestar y mostrar su indignación al haberse visto obligados a cesar su actividad en Madrid Río, por la apertura de las compuertas del río Manzanares como paso fundamental para su “renaturalización”.

La Plataforma por la Defensa de la Escuela Municipal de Remo ha exigido a Rommy Arce una solución a su problema, y ha recordado que pidieron hace tiempo la visita de la concejala-presidenta “cuando la Escuela Municipal sufrió amenazas y no estaba en su agenda ver la realidad de los chicos de su centro deportivo”.

Otro nutrido grupo de asistentes, convocados por redes sociales estos últimos días, pidieron al grito de “fuera” y “mentirosa” la dimisión de Arce por los problemas de seguridad e insalubridad que sufren los distritos de Usera y Arganzuela, en la línea de las protestas que han mantenido estos últimos meses tanto Ciudadanos como el Partido Popular.

La tensión fue en aumento hasta que incluso durante un momento tuvo que intervenir la Policía Municipal de Madrid para evitar que los partidarios y detractores de Rommy Arce llegaran a las manos, tras intercambiarse insultos y amenazas.

Desde Ahora Madrid además se ha denunciado una agresión a una vecina y miembro de Ahora Madrid de 70 años de edad durante dicho pregón, que al parecer fue agredida con una “patada voladora” por un joven al que pidió que dejara de pitar y abuchear: “condenamos enérgicamente la agresión sufrida por una compañera y vecina, que fue golpeada por un violento que le ha ocasionado graves lesiones”.

“Arganzuela es un barrio pacífico, mestizo e integrador”, añaden. Según el parte médico del Hospital 12 de Octubre, donde está ingresada, la agredida tiene una costilla rota.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *