Se mejoran los accesos a El Capricho y se plantarán 168 árboles en el Parque Biosaludable

  • El aparcamiento del jardín histórico El Capricho tendrá nuevos accesos peatonales para facilitar la entrada a las personas con movilidad reducida
  • El parque Biosaludable dispondrá de más sombras con la plantación de 168 árboles y dos nuevos espacios deportivos para las personas mayores.

El Área de Gobierno de Medio Ambiente y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid está realizando varias actuaciones para mejorar el aparcamiento y la zona biosaludable colidantes con el jardín histórico El Capricho, incluida en el plan de renovación de zonas verdes con cargo a las partidas de Inversiones Financieramente Sostenibles.

Estas intervenciones, que tienen un presupuesto de 279.728 euros, comenzaron el pasado mes de julio y estarán terminadas a finales de octubre. Servirán para “potenciar los valores y usos que estos parques y zonas verdes aportan a la ciudadanía”.

Los visitantes de El Capricho, en el distrito de Barajas, encontrarán nuevos accesos peatonales en el actual aparcamiento asfaltado de 10.000 metros cuadrados. Se remodelará la rampa que conecta con el parque Biosaludable para que cumpla la normativa de accesibilidad. Por otro lado, para reordenar el tránsito y la parada de vehículos, se instalarán bolardos o pilonas fijas que limitarán los estacionamientos en zonas inapropiadas.

La consolidación del arbolado del parque Biosaludable es uno de los objetivos de la reforma de esta zona verde. Debido a su carácter forestal no tiene riego en la mayor parte de su superficie. Se van realizar 168 plantaciones para generar sombra en los caminos creados con el paso del tiempo por peatones y ciclistas.

Donde ya hay arbolado se utilizarán mayoritariamente las mismas especies para mantener la secuencia, aunque también se opta por nuevas plantas que creen variedad. Se dotará de riego a todos estos ejemplares, incluyendo también a parte del arbolado ya existente.

Por otro lado, para potenciar el uso deportivo del parque, se van a crear dos zonas de gimnasio urbano con distinta ubicación y alejadas entre sí. La escasez de papeleras se subsanará incrementando su dotación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *