El Área de Economía y Hacienda del Ayuntamiento de Madrid “está impulsando acciones dirigidas a alcanzar un cambio socioeconómico, un crecimiento económico innovador, inteligente, sostenible e inclusivo en la ciudad”. Sobre esta transición hacia una ‘economía verde’ ha hablado hoy el delegado de Economía y Hacienda, Jorge García Castaño, en la jornada ‘Tejiendo un futuro empresarial sostenible en energía’, organizada por el espacio Impact Hub y el proyecto europeo liderado por el Ayuntamiento de Madrid, MARES.

García Castaño ha detallado cómo aborda este cambio desde el área que dirige, que abarca varios frentes, “desde las inversiones sostenibles e inclusivas, pasando por una forma de contratar más responsable e incorporando la innovación social y medioambiental como otro vector transformador”.

Acciones concretas de transformación

Todos estos objetivos “se está materializando en acciones concretas, apuntó el delegado, enmarcadas en el Plan A de Calidad del Aire y Cambio Climático de la Ciudad de Madrid y los compromisos internacionales como la Agenda 2030 de Desarrollo Sostenible”. Entre dichas medidas abordadas desde el Área de Economía y Hacienda figuran las siguientes:

  • Contratación de una energía más limpia y lo más respetuosa con el medio ambiente. El próximo 1 de julio entra en vigor el nuevo contrato de suministro de energía eléctrica para todo el Ayuntamiento, que cuenta con la certificación A. Emitida por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), es la más exigente y significa que la energía comercializada es de origen 100% renovable. Esto garantiza que las emisiones CO2 y que la generación de residuos radioactivos son nulas. Las compañías ganadoras presentaron las ofertas más económicas y han cumplido al máximo los objetivos incluidos en el contrato. Holaluz ha ganado los lotes 1 (suministro a los Organismos Autónomos del Ayuntamiento), 3 (Ayuntamiento baja tensión) y 4 (el de pobreza energética, para suministrar a edificios municipales asesoramiento a personas en situación de vulnerabilidad), y Nexus realizó la mejor oferta para el lote 2 (Ayuntamiento alta tensión).
  • El Ayuntamiento de Madrid se preocupa también por el ahorro y la eficiencia energética, buena prueba de ello es la reducción de un 21% la factura del consumo de electricidad desde 2014. Ese año la factura ascendió a 442.351 euros, mientras que la de 2017 disminuyó a 20.861.194 euros. Y ha bajado igualmente el gasto en gasóleo C (para calefacción), ya que se ha reducido a la mitad desde 2014: de 1.893.089 euros a 920.855 euros en 2017.  Este año se eliminarán 18 calderas de gasóleo de edificios e instalaciones municipales, lo que supone suprimir un 67% del consumo de gasóleo actual y un ahorro de 145.000 euros al año para las arcas municipales. En 2019 las calderas de gasóleo serán historia en el Ayuntamiento de Madrid.
  • Además, en los últimos tres años se han ido introduciendo medidas de fiscalidad verde, como la bonificación del 50% de la cuota íntegra del IBI a favor de las edificaciones residenciales en las que se haya instalado sistemas de aprovechamiento térmico y eléctrico de energía solar. Y la Ordenanza del Impuesto de Vehículos de Tracción Mecánica (IVTM) introduce un 75% de descuento a favor de quien cambie un vehículo sin distintivo ambiental por uno con distintivo C.
  • Y en el Presupuesto General del Ayuntamiento de Madrid para 2018 se incluye inversión en impacto social y medioambiental: se destinan 30 millones de euros para emprendedores y empresas con proyectos de innovación social que generen impacto positivo en la ciudad de Madrid; se destinan 50 millones para financiación de inversiones de eficiencia energética y adaptación al cambio climático en la ciudad de Madrid en el marco del Plan A de Calidad del Aire y Cambio Climático; y otros cinco millones de euros para facilitar el acceso a financiación y promover las industrias culturales en la ciudad de Madrid.